• Rusia bombardea posiciones terroristas tras ataque químico en Siria
Publicada: domingo, 25 de noviembre de 2018 17:52
Actualizada: lunes, 26 de noviembre de 2018 1:53

Cazas rusos han lanzado un ataque de represalia contra los grupos armados en la provincia siria de Idlib, que el sábado perpetraron un ataque químico en Alepo.

El Ministerio de Defensa de Rusia ha informado este domingo de la completa destrucción de las instalaciones de los terroristas autores del ataque con gas cloro lanzado contra zonas residenciales en la norteña provincia de Alepo, que afectó a al menos 107 personas, entre ellos mujeres y niños.

“Los aviones de la Fuerza Aérea rusa llevaron a cabo ataques aéreos”, ha anunciado el portavoz de la Cartera rusa de Defensa, Igor Konashenkov, agregando que “como resultado de estos ataques, todos los objetivos de los combatientes rebeldes fueron destruidos”.

El vocero ha precisado que los militares rusos emplazados en Siria detectaron, dentro de la zona desmilitarizada de Idlib, “las armas que los miembros de los grupos armados ilegales habían utilizado para atacar Alepo con sustancias tóxicas, así como aparentes preparativos para otro ataque”.

Horas antes, Konashenkov había dicho que las fuerzas rusas disponen de informes que indican que el ataque fue perpetrado desde las afueras de la ciudad de Al-Buraikat, en la provincia de Idlib, una zona controlada por el grupo terrorista Frente Al-Nusra (autoproclamado Frente Fath Al-Sham) y había adelantado que pedirá explicaciones a Turquía, país garante del alto el fuego en la zona desmilitarizada de Idlib.

Los aviones de la Fuerza Aérea rusa llevaron a cabo ataques aéreos (contra los grupos armados en la provincia siria de Idlib que el sábado perpetraron un ataque químico en Alepo)”, anuncia el portavoz de la Cartera rusa de Defensa, Igor Konashenkov.

 

La portavoz de la Cancillería rusa, María Zajarova, ha denunciado, por su parte, el bombardeo químico de la ciudad de Alepo “llevado a cabo por terroristas y milicianos de las zonas por ellos controladas”, diciendo que estaba destinado a “perturbar el proceso de normalización en Siria”.

El Gobierno sirio, a su vez, ha responsabilizado a los “Estados patrocinadores del terrorismo” del ataque tóxico en Alepo y exigido al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) castigar a sus responsables.

“Este acto terrorista se debe a que algunos países facilitan el acceso a sustancias químicas a los grupos terroristas para que las empleen contra el pueblo sirio, con el objetivo de echarle luego la culpa al Gobierno de Siria”, se lee en un comunicado emitido esta misma jornada por el Ministerio sirio de Exteriores.

ftm/anz/fdd/rba

Comentarios