• La jubilación no implica un aumento del uso de los recursos sanitarios.
Publicada: lunes, 28 de octubre de 2019 19:14

Un estudio revela que jubilarse no implica un aumento de las visitas al médico y del uso de los recursos sanitarios como se suele pensar.

La investigación, llevada a cabo por los españoles Vivaz Seguros de Salud, la Universidad Francisco de Vitoria y el Instituto Carlos III, y publicada este lunes en el portal Infosalus, busca relacionar el estado de salud y el uso de recursos sanitarios en la población de entre 55 y 75 años, es decir, entre jubilados y personas que aún se encuentran en edad activa.

De hecho, aunque la longevidad lleva consigo problemas relacionados con el aparato locomotor, la hipertensión, problemas de visión o con la actividad sexual, en el estudio se refleja que el fin de la etapa laboral no aumenta la visita a especialistas, como el psiquiatra, que se mantienen al mismo nivel que antes de la jubilación. También disminuye la asistencia al psicólogo en un 62 %, se reducen también las visitas a la fisioterapia en un 29 % y disminuye la necesidad de rehabilitación en un 37 %.

El estudio, cuyos datos se han obtenido a través de una muestra de 1700 entrevistas entre trabajadores y jubilados, asimismo, rompe con el estigma de que el fin de la vida laboral implica un aumento de la depresión. Así, el porcentaje de españoles de 55 a 64 años que presenta síntomas depresivos es un 27 % mayor que el de los ciudadanos de 65 a 75 años.

 

ftn/ncl/alg/mjs

Comentarios