• HbA1c es una prueba que todo diabético debe hacerse para medir los niveles medios de glucosa en sangre.
Publicada: jueves, 29 de agosto de 2019 15:13
Actualizada: viernes, 30 de agosto de 2019 21:11

Un nuevo estudio de los investigadores de la Universidad de Gotemburgo (Suecia) explica cómo afectan los niveles de azúcar en sangre al riesgo de diabetes.

Los investigadores han sugerido en un estudio una asociación entre los niveles de glucosa en sangre (azúcar) y los riesgos de insuficiencia orgánica en personas con diabetes 1, que puede hacer una contribución importante al cuidado de la diabetes.

Durante muchos años, un biomarcador conocido como HbA1c se ha utilizado para medir los niveles medios de glucosa en sangre. El estudio, publicado el miércoles en la revista British Medical Journal, deja en claro que un valor superior a 52 mmol/mol está asociado con un riesgo elevado de cambios leves en los ojos y los riñones.

“No pudimos ver que ocurrieran menos casos de daño orgánico en estos niveles más bajos. En cuanto a la pérdida de conciencia y los calambres, que son inusuales, el bajo nivel de glucosa en sangre causó un aumento del 30 por ciento en el riesgo”, ha explicado Marcus Lind, profesor de Diabetología y autor principal del estudio.

Los pacientes con un nivel bajo de HbA1c (un biomarcador utilizado para para medir los niveles medios de glucosa en sangre) deben asegurarse de que no tenga niveles de glucosa excesivamente bajos, fluctuaciones o esfuerzos para controlar su diabetes”, ha indicado Marcus Lind, profesor de Diabetología y autor principal del estudio.

 

También ha añadido que “los pacientes con un nivel bajo de HbA1c deben asegurarse de que no tenga niveles de glucosa excesivamente bajos, fluctuaciones o esfuerzos para controlar su diabetes”.

LEER MÁS: La contaminación del aire eleva el riesgo de padecer diabetes

A su vez, Johnny Ludvigsson, profesor principal de la Universidad de Linköping (Suecia), ha asegurado que saber más acerca de la asociación entre el nivel de glucosa en sangre y el riesgo es extremadamente importante ya que los servicios de atención médica, la comunidad, los pacientes y sus padres hacen un uso intensivo de los recursos para alcanzar un nivel particular de glucosa en sangre.

Para este estudio, los investigadores hicieron un seguimiento durante 8 a 20 años a más de 10 000 adultos y niños con diabetes de tipo 1, utilizando el Registro Sueco de Diabetes.

tmv/ctl/rba

Comentarios