• Luque: Ciertos intereses impiden que haya justicia para Khashoggi
Publicada: viernes, 8 de febrero de 2019 18:06
Actualizada: viernes, 8 de febrero de 2019 19:35

Un analista internacional indica que los intereses de algunos países impiden que la justicia para el periodista Jamal Khashoggi se llegue a la raíz.

“Es difícil que la justicia avance y aún más difícil que lo haga de forma rápida, puesto que como efectivamente indicamos los intereses que están detrás del asesinato del periodista son enormes y condicionan la labor, no solo de la justicia, sino la reacción política”, ha explicado Eduardo Luque en una entrevista concedida este viernes a HispanTV.

El columnista de The Washington Post, muy crítico con la monarquía saudí, residía en EE.UU. y fue asesinado en octubre de 2018 en el consulado saudí en Estambul (Turquía). Muchos indicios apuntan a que el crimen se cometió por orden del príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman.

Ayer jueves, Agnes Callamard, la relatora especial de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que encabeza las investigaciones sobre el asesinato, anunció mediante un comunicado que tiene “pruebas” de que el homicidio fue ordenado por funcionarios saudíes.

Alabando la postura de la ONU, Luque ha dicho que esos funcionarios son una mera parte ejecutante, y que detrás de la orden del crimen “hay una decisión política”.

A juicio del analista, mantener la presión sobre Arabia Saudí y Bin Salman es la mejor vía para adelantar un cambio político en Riad (capital saudí).

Es difícil que la justicia avance y aún más difícil que lo haga de forma rápida, puesto que como efectivamente indicamos los intereses que están detrás del asesinato del periodista son enormes y condicionan la labor, no solo de la justicia, sino la reacción política”, ha explicado el analista político Eduardo Luque.

 

“No es mala noticia que por ejemplo Marruecos rompió las relaciones con Arabia Saudí en los asuntos de Yemen. Se va a retirar de la agresión a Yemen”, ha celebrado el comentarista.

Fuentes gubernamentales marroquíes indicaron en efecto ayer jueves desde el anonimato a The Associated Press (AP) que Rabat va a dejar de participar en la campaña militar saudí, mientras aumenta la tensión entre Riad y Rabat sobre diferentes cuestiones, así como la preocupación a nivel internacional por los crímenes que cometen a diario los Al Saud en Yemen.

La seguridad de Yemen se ha estado deteriorando cada vez más desde marzo de 2015, cuando el régimen saudí lanzó una ilegal campaña de ataques aéreos contra el país, en un intento por restaurar en el poder al fugitivo expresidente yemení Abdu Rabu Mansur Hadi, su estrecho aliado.

La guerra dirigida por Riad ha dejado más de 60 000 civiles muertos, según el proyecto Datos sobre Localización y Acontecimientos de Conflictos Armados (Acled, por sus siglas en inglés), además de haber arrasado numerosos hospitales, escuelas, fábricas e infraestructura en general. Según la ONU, Yemen está frente a la peor hambruna del último siglo.

Fuente: HispanTV Noticias

alg/mla/mkh/rba

Comentarios