• Fuerzas de seguridad francesas detienen a una sospechosa.
Publicada: sábado, 24 de septiembre de 2016 0:43

Alrededor de 2000 adolescentes han sido radicalizados por la propaganda del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Francia, según las fuentes de seguridad.

De acuerdo con el diario francés Le Figaro, citando a dichas fuentes, las fuerzas de seguridad del país galo han identificado a 1954 jóvenes simpatizantes de la banda terrorista takfirí en Francia.

Según el informe publicado el jueves, un alto rango oficial de las fuerzas de seguridad francesas informó al rotativo que el número de jóvenes que se unen a la ideología de este grupo está en aumento, lo que, a su juicio, preocupa a las autoridades galas.

La misma fuente, que pidió permanecer en el anonimato, advirtió de que los niveles de radicalización entre los adolescentes en este país europeo han aumentando en 121 por ciento en comparación con el enero de 2015.

Además, dio a conocer que 17 adolescentes franceses perdieron la vida durante los combates para el EIIL en Irak y Siria, al añadir que 37 adolescentes han sido acusados recientemente en Francia por cargos relacionados con el terrorismo y el extremismo.

Los objetivos más inmediatos y fáciles de Daesh en la sociedad francesa son los jóvenes con problemas psicológicos, los que experimentan dificultades en la escuela o que están pasando por un momento difícil debido al divorcio de sus padres, indica la fuente.

Un reporte recién divulgado ha informado que solamente en la primera semana de septiembre cuatro adolescentes fueron detenidos en el país galo por contactar con el EIIL a través del francés Rashid Qasem, 29 años, quien los animó mediante redes sociales a llevar a cabo ataques terroristas.

El pasado 10 de septiembre, el ministro del Interior galo, Bernard Cazeneuve, comunicó que unas 300 personas han sido detenidas en Francia desde enero por sus vínculos con redes terroristas, advirtiendo que la amenaza terrorista en el país es más alta que nunca.

 

Francia ha estado en el más alto nivel de alerta desde el ataque al periódico satírico Charlie Hebdo en enero de 2015, que provocó la muerte de al menos 12 personas, seguidos por los atentados terroristas en París en noviembre del mismo año —en el que murieron 129 personas— y el de Niza (sureste) acaecido el pasado mes de julio causando la muerte de 84 personas.

zss/ctl/rba