• Momento del lanzamiento de un misil yemení contra objetivos en Arabia Saudí. (Foto: Al Masirah)
Publicada: miércoles, 25 de noviembre de 2020 2:52
Actualizada: miércoles, 25 de noviembre de 2020 6:48

El movimiento popular yemení advierte de que la siguiente respuesta de su país a Arabia Saudí y a sus aliados agresores será aún más contundente.

En represalia por las agresiones de Riad y de sus aliados a Yemen, el Ejército de este país volvió a atacar el lunes la estación de distribución de la compañía petrolera estatal Aramco, en la ciudad saudí de Yida (oeste). En reacción, el reino árabe recurrió al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) para pedir el fin de los ataques de represalia de los yemeníes.

“La próxima respuesta a los agresores será mayor”, avisó el martes Ali al-Qahum, miembro del consejo político de Ansarolá, en declaraciones a la cadena libanesa Al-Mayadeen.

Al-Qahum también dijo que Arabia Saudí sigue impactada por la nueva represalia yemení contra Aramco, lo que atestigua el creciente poder de las Fuerzas Armadas del país más pobre del mundo árabe.

 

A su vez, Muhamad Abdel Salam, portavoz de Ansarolá, en la misma jornada  aconsejó a Arabia Saudí que, en vez de presentarse como víctima ante el CSNU, detuviera su agresión a Yemen si es que quería el cese de los ataques yemeníes.

Las fuerzas yemeníes han atacado en varias ocasiones con misiles y drones la petrolera saudí Aramco, empresa que controla el pulso económico de la monarquía árabe, y advierten a Riad de más ataques si no pone fin a la guerra que ha librado en su contra desde marzo de 2015.

Las fuerzas yemeníes atacaron en septiembre de 2019 instalaciones petroleras vitales ubicadas en el este de Arabia Saudí y provocaron la interrupción de alrededor del 50 por ciento de su producción total, unos 5,7 millones de barriles de crudo.

ftn/nii/