• Reunión de la Comisión Conjunta del acuerdo nuclear, en Viena (capital de Austria), 6 de abril de 2021.
Publicada: martes, 6 de abril de 2021 21:28

La Unión Europea (UE) se expresa optimista sobre el futuro del pacto, al asegurar que existe unidad y ambición para salvarlo y levantar las sanciones antiraníes.

El vicesecretario general del Servicio de Acción Exterior de la UE, Enrique Mora, ha subrayado este martes en su cuenta de Twitter que “existe unidad y ambición para un proceso diplomático conjunto con dos grupos de expertos en implementación nuclear y levantamiento de sanciones”. 

El tuit de Mora hacía referencia a la reunión de la Comisión Conjunta del acuerdo nuclear —de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés)— que había tenido lugar horas antes en Viena (capital de Austria) entre los representantes de los signatarios del pacto; es decir, el Reino Unido, Francia, Rusia, China y Alemania, sin EE.UU. puesto que el país norteamericano se salió del mismo en mayo de 2018.

El diplomático europeo ha considerado “constructiva” el encuentro y aseverado que, como coordinador, “intensificará” los contactos por separado en Viena con todas las partes relevantes, incluyendo EE.UU., durante los próximos días, para reconducir el acuerdo nuclear.

Por su parte, el representante permanente de Rusia ante las organizaciones internacionales radicadas en Viena, Mijaíl Ulianov, quien encabezó la delegación rusa en la cita sobre el PIAC, ha destacado que la “reunión y la comisión mixta fueron fructíferas”.

“La reunión de la Comisión Conjunta sobre el JCPOA concluyó con gran éxito. Se encomendó a los dos grupos de expertos, sobre la suspensión de sanciones y sobre cuestiones nucleares, la tarea de elaborar listas de medidas a tomar para volver a la plena aplicación del JCPOA. Los expertos comenzarán a trabajar de inmediato”, ha afirmado en Twitter.

Además, ha expresado que “la restauración” del acuerdo nuclear, alcanzado en 2015 y socavado por la retirada de Estados Unidos, “no se producirá inmediatamente”, aunque, a su juicio, “lo más importante, es que el trabajo práctico para conseguir este objetivo ha comenzado”.

El vicecanciller para Asuntos Políticos de Irán, Seyed Abás Araqchi, que ha encabezado la delegación iraní en dichas negociaciones, ha reiterado en discusiones oficiales en Viena que Teherán está dispuesto a “volver a la plena aplicación del PIAC” después de la eliminación de todas las sanciones de EE.UU., que luego debe ser verificada, ha enfatizado.

La reunión en Viena se desarrolló según lo previsto por Irán, es decir, sin contactos entre Teherán y Washington, a pesar de que la Casa Blanca había enviado una delegación a Viena.

En 2018, Estados Unidos abandonó el acuerdo durante la Administración de Donald Trump (2017-2021) e implementó duras sanciones contra Teherán. Como resultado, el país persa comenzó gradualmente a abandonar sus compromisos en el JCPOA.

Las autoridades iraníes remarcan que el futuro del PIAC depende de que EE.UU. corrija los errores cometidos, en particular, durante la Administración del expresidente Donald Trump. 

tmv/ncl/mkh