• El portavoz de la Cancillería iraní, Seyed Abás Musavi.
Publicada: miércoles, 17 de abril de 2019 16:58
Actualizada: miércoles, 17 de abril de 2019 18:02

Irán rechaza acusaciones hechas por una corte de Baréin al declarar a decenas de activistas culpables de crear una célula “terrorista” vinculada a Teherán.

“El Gobierno de Baréin no puede eludir su responsabilidad en la flagrante violación de los derechos humanos y la represión de los opositores emitiendo sentencias inhumanas y acusando a otros países” de promover el terrorismo en su país, ha subrayado hoy miércoles el portavoz del Ministerio iraní de Asuntos Exteriores, Seyed Abás Musavi.

La víspera, un tribunal de Baréin condenó a 139 activistas a prisión y revocó la ciudadanía de todos menos uno, después de haberlos declarado culpables de cargos de terrorismo.

Sesenta y nueve acusados fueron condenados a cadena perpetua, mientras que los otros recibieron condenas de entre tres y siete años. La corte los acusó a todos de establecer una célula supuestamente vinculada al Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán.

El Gobierno de Baréin no puede eludir su responsabilidad en la fragrante violación de los derechos humanos y la represión de los opositores emitiendo sentencias inhumanas y acusando a otros países (de promover el terrorismo en su país)”, ha subrayado el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Irán, Seyed Abás Musavi.

 

El portavoz de la Diplomacia persa ha descrito como “temerarias” las referidas acusaciones y ha instado a la pequeña monarquía del Golfo Pérsico a “atender las reclamaciones legítimas” de los ciudadanos en lugar de aferrarse a “alianzas fallidas (contra Irán)” y a intentar “comprar la seguridad” en el extranjero.

Desde el aplastamiento de las protestas populares de 2011 —con una intervención militar de Arabia Saudí—, la oposición de Baréin sigue plantando cara día a día a la represión para expresar su rechazo al régimen monárquico y reclamar la posibilidad de establecer un sistema político justo que respete al conjunto de la población.

Sin embargo, el régimen de Manama no afloja en su estrategia de mano dura y somete a juicios sumarios a políticos y civiles opositores, según denuncian diversos grupos pro derechos humanos como Amnistía Internacional (AI) y Human Rights Watch (HRW).

ftm/mla/krd/rba

Comentarios