• Una caja de cremación envuelta en la bandera de EE.UU., que contiene el cuerpo de un veterano estadounidense, 1 de mayo de 2021. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 22 de junio de 2021 17:01

Estudio revela que cuatro veces más personal militar estadounidense ha muerto por suicidio que en guerras lanzadas tras el 11 de septiembre de 2001.

El documento, publicado el lunes por la página Costs of War Project, de la Universidad estadounidense de Brown, estima que 30 177 soldados estadounidenses traumatizados y veteranos de las guerras posteriores al 11 de septiembre de 2001 se quitaron la vida en comparación con los 7057 miembros del servicio que murieron en el campo de batalla; “es aproximadamente 4,28 veces más”, remarca.

La salud, la seguridad y el bienestar de nuestra comunidad militar es fundamental. Con el tiempo, las muertes por suicidio han aumentado en la población general de EE.UU. Los miembros de nuestro servicio no son una excepción”, declaró un miembro del Departamento estadounidense de Defensa (el Pentágono).

El texto destaca que, desde que el expresidente estadounidense George W. Bush (2001-2009) lanzara su llamada guerra contra el terrorismo en 2001, 7057 miembros del servicio militar estadounidense han muerto en operaciones militares, mientras que, durante ese mismo período, se estimó que 5116 miembros del personal en servicio activo murieron por suicidio.

Asimismo, agrega que, entre 2011 y 2020, 1193 miembros del servicio de la Guardia Nacional y 1607 integrantes del servicio de la Reserva también se quitaron la vida.

El reporte pone de relieve que no hay datos estadísticos disponibles para las muertes de la Reserva y la Guardia Nacional estadounidenses antes de 2011, lo que demuestra que el número estimado de suicidios es el mínimo.

No obstante, subraya que los decesos por suicidio entre los militares del país norteamericano continuaron aumentando incluso después de que las muertes en combate disminuyeran drásticamente después de 2007, destacando factores que incluyen una combinación de múltiples exposiciones traumáticas, dolor crónico y la indiferencia pública sobre estas guerras.

La nación estadounidense no está interesada en las guerras lanzadas por la Casa Blanca

La tasa de muertes por suicidio en EE.UU. durante las guerras contra el terrorismo es más alta que en cualquier otro momento de la historia desde la Segunda Guerra Mundial”, puntualiza el estudio.

En este sentido, el documento apunta a una serie de posibles causas, incluida la disminución de la aprobación por parte del público de las guerras posteriores al 11 de septiembre de 2001.

Al respecto, el informe explica que, según una encuesta realizada por YouGov, el 36 % de los estadounidenses considera que la guerra en Afganistán fue un “error”, mientras que solo el 39 % dice que la contienda “mereció la pena” y el 58 % aprueba la retirada de las tropas estadounidenses de este país asiático el próximo 11 de septiembre.

El texto concluye señalando que el aparente desinterés de la nación estadounidense hacia las guerras lanzadas por el país norteamericano puede alimentar un sentimiento de falta de propósito y falta de pertenencia entre los soldados en activo y los veteranos del Ejército de EE.UU.

sar/anz/msm/rba