• El buque de guerra iraní Alborz se prepara para abandonar las aguas de Irán en el estrecho de Ormuz, 7 de abril de 2015. (Foto: Fars)
Publicada: domingo, 18 de noviembre de 2018 18:45

Un comandante de alto rango de la Armada de Irán dice que esta fuerza continuará su presencia en alta mar para proteger los intereses nacionales del país.

“Mientras la presencia de las flotas del Ejército iraní sea necesaria para garantizar los intereses de Irán, la Armada continuará enviando buques a aguas internacionales”, ha subrayado este domingo el subcomandante de la Fuerza Naval del Ejército iraní, el contralmirante Seyed Mahmud Musavi.

La República Islámica tiene acceso a las aguas libres, por lo que debería mantener una presencia constante en alta mar; de lo contrario, otros países aprovecharían su ausencia, ha afirmado el destacado comandante persa.

En cuanto a las futuras misiones de la Armada iraní en alta mar, el contralmirante Musavi ha explicado que el país persa planea enviar sus flotas al océano Atlántico cuando sea necesario, como ya lo hizo en el pasado.

En noviembre de 2016, buques de la 44.ª Flota de la Fuerza Naval de la República Islámica circunvalaron el continente africano y navegaron por el océano Atlántico.

Mientras la presencia de las flotas del Ejército iraní sea necesaria para garantizar los intereses de Irán, la Armada continuará enviando buques a aguas internacionales”, ha subrayado el subcomandante de la Fuerza Naval del Ejército iraní, el contralmirante Seyed Mahmud Musavi.

 

Previamente, en febrero de 2014, Teherán envió buques de guerra a la frontera marítima de Estados Unidos en el Atlántico, en respuesta a la creciente presencia naval estadounidense en el Golfo Pérsico y a la realización de maniobras por parte de los norteamericanos en esta región frente a sus costas.

En los últimos años, la Fuerza Naval del Ejército de Irán ha incrementado su presencia en aguas internacionales para proteger las rutas navales y proporcionar seguridad a sus buques mercantes y petroleros.

De hecho, ha frustrado varios ataques piratas contra buques y petroleros, tanto iraníes como extranjeros, durante sus misiones en alta mar, entre ellas, las realizadas en el golfo de Adén y el océano Índico.

ftm/anz/hnb/rba

Comentarios