• Los bebés cuyas madres han fumado durante el embarazo tienen más riesgo de tener problemas hormonales y ver afectada su fertilidad en el futuro.
Publicada: sábado, 21 de septiembre de 2019 10:12

Un estudio revela que las niñas expuestas al tabaquismo durante el embarazo podrían tener problemas hormonales y ver afectada su fertilidad en el futuro.

Los resultados de este estudio, publicado recientemente en la 58.º reunión anual de la Sociedad Europea de Endocrinología Pediátrica, aseguran que el tabaco actúa como desestabilizador del sistema endócrino y puede masculinizar a las niñas en el útero.

Los científicos encontraron un aumento significativo de la distancia anogenital (AGD, por sus siglas en inglés) en las hijas de madres que fumaban, dicha distancia es un reflejo de la concentración de andrógenos durante el desarrollo prenatal en mamíferos.

Los especialistas estudiaron a 56 niñas y 64 niños recién nacidos de madres que fumaron durante el embarazo. Al medir la AGD, esta fue significativamente más larga de lo habitual en los casos femeninos y no se encontró ningún efecto en los casos masculinos.  

“Nuestros resultados sugieren que las niñas tienen una mayor exposición a la testosterona, pero no cómo esto se relaciona con la función reproductiva. Se requieren estudios cuidadosamente diseñados para explicar esta relación”, explicó Deniz Ozalp Kizilay, autor principal del estudio.

Nuestros resultados sugieren que las niñas tienen una mayor exposición a la testosterona, pero no cómo esto se relaciona con la función reproductiva. Se requieren estudios cuidadosamente diseñados para explicar esta relación”, explicó Deniz Ozalp Kizilay, autor principal del estudio.

 

Si bien la mayoría de progenitoras evitan consumir tabaco durante la gestación, muchas pueden estar expuestas al humo de segunda mano –el inhalado de forma pasiva por quienes están al lado de alguien que fuma–, cuyos efectos matan a más de 400 bebés y 41 000 adultos no fumadores al año, según cifras de los Centros y para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU.

Ozalp destacó que estos hallazgos son una valiosa contribución a la comprensión de los efectos intergeneracionales del tabaquismo materno. Ahora, su equipo planea monitorear las consecuencias a largo plazo en los casos estudiados.

myd/ktg/hnb

Comentarios