• Cazas Eurofighter Typhoon de fabricación británica.
Publicada: lunes, 11 de diciembre de 2017 3:25
Actualizada: lunes, 11 de diciembre de 2017 6:39

Catar pagará ocho mil millones de dólares al Reino Unido por la compra de 24 aviones de combate Typhoon, según informan medios.

Los ministros catarí y británico de Defensa, Jaled bin Mohamad Al Atiya y Gavin Williamson, respectivamente, firmaron el domingo un contrato de compraventa de estas aeronaves en Doha, la capital del reino árabe.

Por esta transacción, que inicialmente las partes anunciaron de sus intenciones en septiembre, Catar desembolsará la friolera cantidad de 8000 millones de dólares a las arcas británicas.

En medio de tensiones con países regionales, Doha firma uno de los más grandes contratos de defensa firmados en los últimos tiempos.

Por su parte, Williamson, tras rubricar su firma, aseguró a los asistentes al acto que este pedido de aviones de combate Typhoon es el más grande solicitado a Londres en una década.

Estos grandes aviones (Typhoon) reforzará los medios militares de Catar para resolver los problemas comunes en Oriente Medio”, manifestó el titular de Defensa británico, Gavin Williamson.

 

“Estos grandes aviones reforzarán los medios militares de Catar para resolver los problemas comunes en Oriente Medio”, manifestó el titular de Defensa británico ante su par catarí.

Los dos ministros sellaron también un acuerdo sobre el establecimiento de una escuadrilla aérea conjunta para garantizar la seguridad durante la Copa Mundial de Fútbol de 2022 organizada por Catar.

El 7 de diciembre, Doha refrendó un contrato para la compra de 12 aviones Rafale franceses durante una visita del presidente galo, Emmanuel Macron.

El 5 de junio, Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Bahréin y Egipto rompieron todas las relaciones diplomáticas, así como sus conexiones aéreas con Catar, so pretexto de acusar a Doha de apoyar a los movimientos extremistas regionales y por haber entablado lazos con Irán. Acusaciones que el reino árabe rechazó por infundadas.  

Mientras se publica la adquisición de estas 24 naves británicas, hay informes reveladores que apuntan al Reino Unido como uno de los instigadores que ha avivado las llamas de la crisis del Golfo Pérsico, armando a ambos lados de la disputa entre Arabia Saudí y Catar.

krd/rh/myd/hnb

Comentarios