• Vídeo: ‘Madre de todas las bombas’ de EEUU destruye fauna afgana
Publicada: martes, 2 de mayo de 2017 15:20
Actualizada: martes, 2 de mayo de 2017 18:13

El uso de la bomba no nuclear más potente en el territorio afgano por parte de EE.UU. destruyó muchas viviendas y gran parte de la fauna salvaje de la zona.

“Además de decenas de casas, muchas partes de la montaña también fueron destruidas. (La destrucción) era amplia, pero los efectos completos de la MOAB (la madre de todas las bombas) no quedaron claros”, ha dicho Karim Amini, un periodista afgano, a la cadena estadounidense de televisión Fox News.

En algunas de las imágenes dadas a conocer tras el lanzamiento se pueden observar unas viviendas destruidas y árboles quemados tras la explosión, mientras que otras muestran las cuevas que supuestamente fueron utilizadas por los terroristas en la zona.

Además de decenas de casas, muchas partes de la montaña también fueron destruidas. (La destrucción) era amplia, pero los efectos completos de la MOAB (la madre de todas las bombas) no quedaron claros”, dice Karim Amini, un periodista afgano.

La bomba, denominada oficialmente GBU-43/B Massive Ordenance Air Blast Bomb (MOAB, por sus siglas en inglés) y mejor conocida como la "madre de todas las bombas", es un proyectil convencional con gran radio de detonación y de 9,5 toneladas de peso, que fue lanzado el pasado mes de abril desde un avión modelo MC-130 sobre el distrito de Achin, en la provincia de Nangarhar.

“Esto fue realmente inapropiado. EE.UU. utiliza a Afganistán para enviar un mensaje a Corea del Norte y Rusia a través de bombardear Afganistán”, ha precisado Mohamad Omar Safi, el exgobernador de la provincia de Kunduz, en el norte de Afganistán, a Fox News.

Asimismo, reveló que hay un centro estratégico del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) a menos de cuatro kilómetros de la zona en la que cayó la MOAB. “Ahí está la capital del EIIL, ¿Por qué no fue el blanco (del ataque)?”.

 

Afganistán sufre de graves problemas políticos, sociales y de seguridad. Muchos analistas creen que la primera razón de la crisis que sufre el país asiático es la invasión llevada a cabo en 2001 por la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), porque, según ellos, tras la agresión de la Alianza Atlántica se han agravado las condiciones en Afganistán y Daesh se organizó.

En 2001, Washington y sus aliados invadieron Afganistán so pretexto de luchar contra el terrorismo. La agresión causó un enorme coste, más de 770.000 millones de dólares, conforme a las cifras que maneja la oenegé Proyecto de Prioridades Nacionales (NPP, por sus siglas en inglés) sobre el presupuesto federal y el gasto militar de EE.UU.

De acuerdo con las autoridades estadounidenses, hay entre 600 y 800 combatientes que luchan en las filas de Daesh en Afganistán. Otras estimaciones muestran una cifra varios centenares más elevada.

alg/anz/aaf/rba

Comentarios