• Ejército sirio logra liberar una base clave en Alepo tras 8 años
Publicada: sábado, 15 de febrero de 2020 2:38
Actualizada: sábado, 15 de febrero de 2020 3:32

El Ejército sirio ha logrado nuevos avances en el noroeste del país, liberando una base estratégica y recuperando el control total de la carretera Alepo-Damasco.

De acuerdo con fuentes presentes en el campo de batalla en el noroeste de Siria, las fuerzas progubernamentales han recuperado este viernes la base militar 46, situada a 12 kilómetros al oeste de la ciudad de Alepo, controlada desde 2012 por lbanda extremista Hayat Tahrir Al-Sham (HTS), liderada por el Frente Al-Nusra (autoproclamado Frente Fath Al-Sham).

La recuperación de esta base estratégica se considera un gran logro, ya que se encuentra en la principal ruta de abastecimiento del Ejército sirio entre las ciudades de Idlib y Alepo.

La agencia siria oficial de noticias SANA ha informado que los soldados sirios consiguieron asegurar por completo ambos lados de la carretera M-5, especialmente, la zona cercana a la entrada oeste de Alepo.

La citada carretera internacional, que estaba bajo control de las facciones terroristas en las provincias de Idlib (noroeste) y de Alepo, atraviesa todo el oeste del país, pasando por las gobernaciones de Hama, Homs y Deraa. Tras su recuperación, se acorta la vía entre Alepo y Damasco, la capital siria.

 

El portal web Al-Masdar News ha reportado, a su vez, que las unidades castrenses del Ejército sirio se han hecho con el control de la localidad de Uram Al-Kubri, tras establecer “un cinturón de seguridad” alrededor de la carretera Alepo-Damasco.

En paralelo, los uniformados sirios, al peinar la zona liberada de Rashidin 4, encontraron una red de túneles con huecos de ventilación y fortificaciones que contenían armas y municiones, entre ellos morteros.

El Estado Mayor sirio comunicó el 9 de febrero haber liberado de terroristas una zona de más de 600 kilómetros cuadrados en las gobernaciones de Alepo e Idlib.

Las ofensivas del Ejército sirio en el noroeste del país se producen en respuesta a las constantes violaciones por parte de los terroristas del acuerdo de Sochi, sellado en septiembre de 2018 por Rusia y Turquía, que establecía la creación de una zona desmilitarizada entre los extremistas y las fuerzas sirias en esa provincia.

El presidente de Siria, Bashar al-Asad, ha resaltado en reiteradas ocasiones su determinación para liberar cada centímetro del país de la presencia de los terroristas.

myd/ctl/nsr/mkh

Comentarios