• El presidente del Parlamento de Irán, Ali Lariyani (centro), ofrece un discurso en la plenaria.
Publicada: miércoles, 7 de junio de 2017 14:25
Actualizada: jueves, 8 de junio de 2017 2:57

El presidente del Parlamento iraní afirma que los atentados de hoy en Teherán buscan dañar la imagen de Irán como ‘polo activo de la lucha antiterrorista’.

“Ha sido un acto nimio. Los terroristas planeaban perjudicar la imagen de Irán como polo activo de la lucha contra el terrorismo”, ha señalado este miércoles el presidente del Parlamento iraní, Ali Lariyani.

En su reacción a los atentados terroristas contra la sede del Parlamento iraní y el mausoleo del fundador de la República Islámica de Irán, el Imam Jomeini (P), el máximo legislador persa ha resaltado que se trata de “movimientos de baja intensidad”.

“Las fuerzas de seguridad iraníes ya se han ocupado de ellos de la manera adecuada”, ha indicado Lariyani, para luego prometer una respuesta “seria y dura” a cualquier intento terrorista en cualquier punto del país.

En afirmaciones formuladas tras la sesión plenaria de este miércoles, el político iraní ha elogiado y agradecido la postura de todos los diputados, así como del personal del Parlamento, al mantener su rutina de trabajo en la sala, despreciando los planes terroristas.

Ha sido un acto nimio. Los terroristas planeaban perjudicar la imagen de Irán como polo activo de la lucha contra el terrorismo”, ha declarado el presidente del Parlamento iraní, Ali Lariyani.

 

A las 10:15 hora local (6:45 GMT), cuatro individuos armados lograron penetrar en las instalaciones que acogen los despachos de los parlamentarios y los centros de atención ciudadana, donde abrieron fuego contra el personal de seguridad, el personal administrativo y los ciudadanos que se encontraban en el lugar.

Los terroristas fracasaron en su intento de llegar hasta el salón de plenos, y a las 15:12 (hora local) se logró poner fin a su operación.

Con la reacción inmediata de las fuerzas de seguridad iraníes, tres de los atacantes presentes en la sede parlamentaria fueron abatidos, mientras que un cuarto agresor hizo estallar el material explosivo que llevaba consigo al verse asediado por los agentes.

Paralelamente, otro grupo terrorista atacaba el mausoleo del Imam Jomeini (P), al sur de Teherán. Este atentado también concluyó con la intervención de las fuerzas de seguridad iraníes, que abatieron a uno de los atacantes, mientras un segundo hacía explotar su cinturón de suicida.

El saldo de los dos atentados terroristas es de al menos 12 muertos y 46 heridos.

tas/mla/snr/nal

Commentarios