• El representante de Nebraska en el Congreso de EE.UU., Ben Sasse.
Publicada: sábado, 12 de agosto de 2017 22:38
Actualizada: domingo, 13 de agosto de 2017 0:25

Un senador estadounidense da una respuesta rotunda al presidente Donald Trump, tras lanzar este una amenaza militar contra Venezuela.

El senador republicano Ben Sasse ha emitido una declaración contundente y despectiva que echa por tierra la sugerencia de Trump según la cual Estados Unidos está considerando una acción militar contra Venezuela.

"No. El Congreso obviamente no va a autorizar una guerra en Venezuela (…) El Congreso no vota derramar la sangre de los nebrasqueños en función de contra quién arremeta ese día el Ejecutivo", asevera Sasse en un comunicado emitido el viernes por la noche.

El senador del estado de Nebraska, miembro del Comité de Servicios Armados del Senado y uno de los congresistas que más ha criticado las acciones de Trump, tacha no obstante en su nota al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de "ser humano horrible".

No. El Congreso obviamente no va a autorizar una guerra en Venezuela (…) El Congreso no vota derramar la sangre de los nebrasqueños en función de contra quién arremeta ese día el Ejecutivo", asevera el senador republicano de EE.UU. Ben Sasse.

 

Mientras tanto, el Pentágono ha emitido un comunicado en el que se cita al portavoz el Eric Pahon para afirmar que no se han recibido nuevas órdenes con respecto a Venezuela.

El presidente estadounidense ha acusado anteriormente al presidente venezolano de ser un "dictador" por celebrar elecciones nacionales para elegir a los miembros de una Asamblea Nacional Constituyente (ANC) con poder para reescribir la Constitución nacional.

La amenaza de Trump refleja el radicalismo que ha adoptado frente al Gobierno de Caracas al ver que sus sanciones económicas —dirigidas primero contra sus altos funcionarios, luego contra el propio Maduro y, el miércoles, contra otros funcionarios venezolanos— no frenaron el proceso de la ANC.

Por otra parte, la declaración de Sasse se produce en medio de un deterioro de las relaciones entre Trump y los senadores republicanos. Esta misma semana, el presidente se ha enfrentado en varias ocasiones al líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell, responsabilizándolo del fracaso del partido en aprobar una reforma sanitaria.

snr/mla/lvs/mkh

Commentarios