• El comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Esmail Qaani.
Publicada: martes, 7 de septiembre de 2021 21:13
Actualizada: miércoles, 8 de septiembre de 2021 0:43

Un alto comandante iraní alerta que EE.UU. puede tramar cualquier complot contra la seguridad de Irán, tras la salida vergonzosa de sus tropas de Afganistán.

El Parlamento de Irán celebró el martes una sesión informativa a puerta cerrada sobre la caótica situación de Afganistán, país que ha quedado en manos de los talibanes tras la caída de Kabul, la capital afgana, el 15 de agosto

En la cita también participó el comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Esmail Qaani, quien proporcionó un informe preciso y documentado, junto a un análisis, sobre los acontecimientos en desarrollo en Afganistán, según informó el portavoz de la Junta Directiva del Parlamento iraní, Seyed Nizam al-Din Musavi.

Además, Alireza Beigi, legislador por la ciudad de Tabriz, haciendo eco de las declaraciones del general Qaani, enfatizó la determinación de la República Islámica en proteger su seguridad ante los complots de EE.UU. para enfrentar a Irán con los musulmanes suníes.

Según Beigi, Qaani subrayó los esfuerzos de Irán para solventar la crisis en Afganistán por una vía que no pase por guerra. En esta línea, enfatizó la necesidad del establecimiento de un gobierno inclusivo, con la participación de diferentes grupos políticos y étnicos afganos.

 

“Lo que entendimos de los comentarios del general de brigada Qaani es que la República Islámica está plenamente consciente de los acontecimientos en ese país [Afganistán], e Irán, además de estar listo para enfrentar [cualquier incidente], busca los intereses de las naciones iraní y afgana”, dijo Beigi.

Afganistán vive una crisis política y de seguridad, tras la retirada apresurada de las tropas de EE.UU. y de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). Expertos, incluso occidentales, consideran el desempeño de las fuerzas invasoras en el país centroasiático un total fracaso.

De hecho, críticos consideran que el Occidente no debería haber esperado 20 años para salir de Afganistán.

El martes, tres semanas después de apoderarse de Kabul, Talibán informó de la formación de un gabinete provisional, nombrando a Mulá Mohamad Hasan Ajund como el primer ministro del nuevo gobierno afgano. Con todo, el futuro político del país es ambiguo.

Ante todos esos acontecimientos y el flujo de los refugiados afganos hacia el exterior, Irán ha reiterado su apoyo al pueblo de Afganistán, subrayando que confiar en EE.UU. fue un error que cometieron algunas de sus autoridades.

tqi/ncl/mkh