• Grupo de ataque de la Armada de EE.UU., encabezado por el portaaviones USS Carl Vinson, en el océano Pacífico occidental, 3 de mayo de 2017.
Publicada: martes, 16 de mayo de 2017 13:51
Actualizada: miércoles, 17 de mayo de 2017 2:46

El grupo de ataque del portaaviones estadounidense USS Carl Vinson permanecerá cerca de la península coreana para prevenir posibles ataques desde el Norte.

Según ha informado este martes la agencia surcoreana de noticias Yonhap, citando a una fuente de la Defensa surcoreana, el grupo de ataque del USS Carl Vinson, desplegado desde el mes de abril en la aludida zona para asistir en una maniobra militar conjunta ante Pyongyang, ya tiene una misión de plazo abierto para contrarrestar cualquier agresión misilística norcoreana.

La nota informa, además, de la alta posibilidad de que el USS Carl Vinson sea reemplazado en el futuro por el portaaviones de propulsión nuclear USS Ronald Reagan, atracado actualmente en los puertos de Japón. Esta sustitución supondrá la vuelta a la actividad de este navío tras pasar varios meses en situación de mantenimiento.

"Las maniobras conjuntas de Corea del Sur y EE.UU. están en marcha", ha dicho a los periodistas el comandante Jang Wook, portavoz de la Armada de Corea del Sur, agregando que la fecha de cierre de estos ejercicios aun no ha sido determinada.

Las maniobras conjuntas de Corea del Sur y EE.UU. están en marcha", ha dicho el portavoz de la Armada de Corea del Sur, el comandante Jang Wook.

 

Asimismo, ha rechazado mencionar si los recientes ensayos balísticos de Pyongyang han afectado al calendario de las maniobras conjuntas entre EE.UU. y Corea del Sur.

La península coreana vive una escalada de tensiones, en gran parte por las amenazas militares de Washington contra Pyongyang, como el envío del portaaviones USS Carl Vinson de propulsión nuclear, las maniobras militares conjuntas Washington-Seúl, así como el despliegue en Corea del Sur del escudo antimisiles de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD, por sus siglas en inglés).

Pyongyang acusa a Washington de llevar a la península “al borde de la guerra nuclear”, advirtiendo de que, ante cualquier provocación de Washington, dará una respuesta "despiadada" con ataques a las bases de EE.UU. en Corea del Sur y Japón.

myd/anz/snz/rba

Commentarios