• El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan (izq.), y su par venezolano, Nicolás Maduro, Caracas, 3 de diciembre de 2018.
Publicada: martes, 30 de abril de 2019 19:40
Actualizada: miércoles, 1 de mayo de 2019 0:39

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, critica los esfuerzos de los países extranjeros para imponer en Venezuela a un “gobernador colonial posmoderno”.

“Como país que ha luchado contra golpistas, que ha vivido los efectos negativos de los golpes, condenamos el intento de golpe en Venezuela. Todo el mundo debe respetar la elección democrática del pueblo venezolano”, ha insistido este martes el mandatario turco en una serie de mensajes publicados en Twitter.

Las declaraciones de Erdogan llegan después de que este martes por la mañana un reducido grupo de militares desertores ayudara al dirigente opositor Leopoldo López a huir de su arresto domiciliario.

Posteriormente, el autoproclamado “presidente interino” Juan Guaidó y López han llamado a los venezolanos a “salir juntos a la calle” en defensa de los opositores rebeldes.

El presidente de Turquía, en otra parte de su discurso, ha denunciado los esfuerzos de ciertos países extranjeros para imponer un “gobernador colonial posmoderno a Venezuela”, país que eligió presidente a Nicolás Maduro en unas elecciones democráticas.

Como país que ha luchado contra golpistas, que ha vivido los efectos negativos de los golpes, condenamos el intento de golpe en Venezuela. Todo el mundo debe respetar la elección democrática del pueblo venezolano”, insiste el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan.

 

Horas después del anuncio del golpe, el ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino López, ha confirmado que el golpe ha sido sofocado y que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) se mantendrá “firme en defensa de la Constitución y sus autoridades legítimas”.

Además, el canciller venezolano, Jorge Arreaza, ha declarado que la Administración estadounidense, con esta intentona golpista, busca “controlar la riqueza petrolera” del país sudamericano, pero la cúpula gobernante en EE.UU., incluido su secretario de Estado, Mike Pompeo, “subestiman al Pueblo de Simón Bolívar”.

Pese al llamamiento de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a la calma, Estados Unidos, Colombia y otros países latinoamericanos han reiterado su apoyo al golpismo e instado a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) a unirse a la violencia para derrocar a Maduro.

Contrariamente, al poco de la asonada golpista, Bolivia y Cuba han expresado su apoyo al mandatario venezolano destacando que el ataque, promovido por el “imperio”, busca crear caos en el país caribeño.

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha denunciado la “injerencia” estadounidense en los asuntos internos de Venezuela y advertido que Washington busca sumir en la violencia y el caos a la nación sudamericana sin importarle “las pérdidas humanas”.

mkh/hnb/nii/

Comentarios