• El embajador adjunto de Irán ante la ONU, Eshaq Ale-Habib, en una reunión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, 12 de diciembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 12 de diciembre de 2018 23:19
Actualizada: jueves, 13 de diciembre de 2018 3:00

El embajador adjunto de Irán ante las Naciones Unidas, Eshaq Ale-Habib, defiende el programa de misiles de la República Islámica ante las presiones de EE.UU.

“Irán no hace concesiones sobre su seguridad y sus capacidades defensivas”, ha declarado este miércoles Ale-Habib en una reunión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU).

Al respecto, se ha referido a las declaraciones del secretario estadounidense de Estado, Mike Pompeo, quien ha pedido en el mismo encuentro que se impongan nuevas medidas para frenar el programa de misiles balísticos de Irán, tras acusar al país persa de desafiar “abiertamente” las resoluciones del CSNU.

En respuesta, el embajador iraní ante las Naciones Unidas ha explicado que “el programa de misiles del país persa cuenta con una capacidad convencional de defensa y es necesario para hacer frente a las amenazas foráneas”.

Asimismo, ha destacado que “EE.UU. ha tomado como rehén” al CSNU para endurecer su enemistad hacia la República Islámica, ya que, anteriormente, ha recordado, impidió que este adoptase medidas efectivas contra la invasión que llevó a cabo el exdictador iraquí Sadam Husein, entre 1980 y 1988, contra Irán, la prohibición del uso de armas químicas contra el pueblo persa y que investigase el ataque de EE.UU. a un avión de pasajeros iraní en el Golfo Pérsico el 3 de julio de 1988, que resultó en la muerte de 290 personas.

Irán no hace concesiones sobre su seguridad y sus capacidades defensivas”, declara el embajador adjunto de Irán ante las Naciones Unidas, Eshaq Ale-Habib.

 

“Lo que hemos escuchado hoy es otra serie de mentiras, fabricaciones, desinformación y engaños por parte de EE.UU.”, ha criticado Ale-Habib en cuanto a las acusaciones de Pompeo.

El CSNU ha abordado la jornada de hoy el último informe del secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, sobre la implementación de la resolución 2231, que ratifica el acuerdo nuclear de 2015 entre Teherán y el Grupo 5+1 —formado entonces por EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania—.

El diplomático persa ha arremetido contra la salida unilateral e ilegal de EE.UU. del acuerdo nuclear y su posterior reimposición de sanciones antiraníes, así como sus amenazas con castigar a cualquier país que siga comerciando con la República Islámica.

“Por primera vez en la historia de la ONU un miembro permanente de este consejo está castigando descaradamente a miembros de las Naciones Unidas no por violar, sino por cumplir con una resolución del CSNU”, ha denunciado Ale-Habib.

De igual manera, ha agregado que el restablecimiento de las sanciones de EE.UU. viola la Carta de la ONU y el derecho internacional, razón por la cual ha solicitado al CSNU que considere “las acciones ilegales de EE.UU. como una violación flagrante de la resolución y le haga rendir cuentas por ello”.

Durante la reunión, la mayoría de los países miembros del CSNU ha apoyado la pervivencia del pacto nuclear, conocido oficialmente como el Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés).

En su informe, al que tuvo acceso el martes la agencia británica de noticias Reuters, Guterres calificó el pacto nuclear con Irán de un logro diplomático multilateral y llamó a todos los países a garantizar la continuidad del mismo, pues, a su juicio, “es fundamental para la paz y la seguridad regionales e internacionales”.

fdd/anz/fmk/rba

Comentarios