• El presidente de EE.UU., Donald Trump (izda.), y el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, en Al-Quds (Jerusalén), 23 de mayo de 2017.
Publicada: viernes, 8 de junio de 2018 21:57
Actualizada: viernes, 8 de junio de 2018 22:36

El traslado de la embajada de EE.UU. a Al-Quds es una “señal evidente” de la alianza entre los cruzados y los sionistas contra el Islam, observa un político iraní.

“El traslado de la embajada de Estados Unidos de Tel Aviv (en el centro de los territorios palestinos ocupados) a Al-Quds Jerusalén es una señal evidente de la alianza entre los cruzados y los sionistas”, ha indicado este viernes Ali Akbar Velayati, asesor del Líder de la Revolución Islámica de Irán para Asuntos Internacionales.

Hablando con la prensa al margen de la marcha del #DíaMundialdeAlQuds, en Teherán, capital iraní, Velayati ha señalado que con esta decisión, el presidente de EE.UU., Donald Trump, está haciendo realidad el sueño del exmandatario estadounidense George Bush (2001-2009) de librar un tipo de “guerra cruzada” contra el Islam, en que se alían los cruzados y los sionistas.

El objetivo de esta alianza, ha destacado el alto cargo iraní, es “ocupar la primera quibla” (punto hacia donde rezan los musulmanes) de los musulmanes, que es la Mezquita Al-Aqsa.

Sin embargo, los musulmanes en todas partes del mundo participan en las marchas de Al-Quds como señal de protesta contra la ocupación de Al-Aqsa. “Esas marchas, de hecho, son una respuesta a esta medida satánica de EE.UU., Israel y los gobiernos reaccionarios de la región” del oeste de Asia, ha matizado Velayati.

El traslado de la embajada de Estados Unidos de Tel Aviv (en el centro de los territorios palestinos ocupados) a Al-Quds es una señal evidente de la alianza entre los cruzados y los sionistas”, ha indicado Ali Akbar Velayati, asesor del Líder de la Revolución Islámica de Irán para Asuntos Internacionales.

 

El asesor del Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, ha subrayado que la participación multitudinaria en esas marchas muestra que todos tienen una meta común, que es liberación de la sagrada ciudad de Al-Quds, entre otras partes del territorio palestino, del régimen usurpador de Tel Aviv.

Ha agregado que el Día de Al-Quds es el día de la grandeza del Islam, pero también es el evento más destacado convocado por el fundador de la República Islámica de Irán, el Imam Jomeini (que en paz descanse), al que cada año responde el mundo musulmán.

Además de las manifestaciones y concentraciones que se celebran en el mundo, en las redes sociales han arrancado campañas en apoyo a la causa palestina con etiquetas como #HolocaustoPalestino y #PalestinaLibre.

ask/ctl/ftn/rba

Comentarios