• De dcha. a izq.: El presidente ruso, Vladimir Putin, el presidente de la FIFA, Gianni Infantino y el emir de Catar, Tamim bin Hamad Al Thani.
Publicada: miércoles, 18 de julio de 2018 2:30
Actualizada: miércoles, 18 de julio de 2018 10:46

Una legisladora israelí reclama a la Federación Internacional de Fútbol Asociación (FIFA) que anule a Catar como anfitrión para la Copa Mundial de Fútbol 2022.

Nava Boker, una legisladora del partido Likud, formación a la que pertenece el primer ministro del régimen de Israel, Benjamín Netanyahu, ha solicitado este pedido mediante una carta dirigida a la FIFA, según informó el martes el diario en idioma árabe Al-Araby al-Jadeed (con sede en Londres, capital británica).

A este respecto, la funcionaria israelí ha acusado a Catar de apoyar a “organizaciones terroristas” como el Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS) y el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá).

Además, ha afirmado que el Gobierno de Doha “está violando groseramente” los derechos humanos de millones de obreros migrantes indocumentados.

Ante esta situación, Boker ha pedido en su misiva a la FIFA que transfiera la sede de la cita futbolística más importante del mundo a otro país “sin terrorismo ni sufrimiento humano en sus manos”.

 

Mientras tanto, la citada fuente pone de relieve que esta postura del régimen de Israel contra Catar se debe al apoyo que brinda el Gobierno de Doha a Palestina ante las represiones israelíes.

Esta solicitud tuvo lugar un día después de que el presidente ruso, Vladimir Putin, entregara una pelota blanquirroja con el logotipo del Mundial de Rusia 2018 al emir de Catar, Tamim bin Hamad Al Thani, cuyo país celebrará en 2022 el campeonato en los meses de noviembre y diciembre, según lo previsto.

Anteriormente, Arabia Saudí, Mauritania, los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Baréin, Egipto, y el fugitivo gobierno yemení respaldado por Riad, habían escrito de manera colectiva a la FIFA para pedir la remoción de Catar como organizador del Mundial de 2022 en virtud del artículo 85 del código del organismo, que permite dicha acción, en caso de emergencia.

De hecho, Riad, EAU, Baréin y Egipto cortaron los lazos diplomáticos y las rutas de transporte con Catar en junio de 2017 tras acusar al país de respaldar el terrorismo y a Irán, algo rechazado por Doha.

fmk/lvs/bhr/hnb

Comentarios