• Integrantes de las fuerzas especiales del autoproclamado Ejército Libre de Siria (ELS), 12 de agosto de 2017.
Publicada: domingo, 13 de agosto de 2017 2:18
Actualizada: domingo, 13 de agosto de 2017 5:08

Grupos armados sirios han formado una unidad de fuerzas especiales para emplearla contra las fuerzas del Gobierno de Damasco.

La milicia Yaish al-Nasr, parte del llamado Ejército Libre de Siria (ELS), ha formado una unidad de fuerzas especiales que pretende usar en sus combates contra el Ejército y las fuerzas aliadas al Gobierno de Siria, informó el viernes la página web Al-Masdar News.

Los integrantes de esta nueva unidad, han asegurado miembros de Yaish al-Nasr, ya han acabado de entrenarse en la provincia siria de Hama (oeste) y pueden empezar a participar en los combates que se libran en el sur de dicha provincia contra las fuerzas gubernamentales.

Imágenes difundidas por medios asociados a los ‘rebeldes moderados’ muestran que los integrantes de este nuevo grupo de fuerzas especiales están bien equipados y cuentan con ropa de camuflaje, radios y chalecos de combate modernos.

Del mismo modo, en las fotos se puede apreciar lo que parece ser un entrenamiento en asalto a un edificio y combates de distancia corta, con el fin de mostrar el poderío de las fuerzas especiales de Yaish al-Nasr.

No obstante, algo que llama la atención es que las fuerzas especiales del ELS emplean fusiles de asalto Kalashnikov AK-47, el mismo modelo que usan casi todas las bandas que luchan en Siria.

Integrantes de las fuerzas especiales del autoproclamado Ejército Libre de Siria (ELS), 12 de agosto de 2017.

 

Los medios pro-ELS aseguran que esta nueva unidad operará en combates cercanos y ataques relámpago, por lo que sería mejor opción usar la variante compacta del AK-47, el AKMS, ya que tiene más cadencia de fuego y menos retroceso, mientras que la versión que usa la unidad la deja en desventaja en espacios cerrados y a corta distancia.

En las últimas semanas, las zonas del norte de Hama se han convertido en escenario de intensas batallas entre las fuerzas gubernamentales y los grupos armados, y casi ninguna de las partes ha podido avanzar y arrebatar territorios a la otra.

Esto se debe en parte a que el Gobierno de Damasco ha decidido enfocarse más en las zonas centrales y nororientales del país, que controla el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe), para expulsar a esta banda extremista, y dejar para más adelante el combate contra los grupos armados como ELS y sus secuaces.

hgn/mla/lvs/mkh

Commentarios