• Las fuerzas iraquíes avanzan hacia el casco antiguo de Mosul, 24 de marzo de 2017.
Publicada: sábado, 25 de marzo de 2017 7:39
Actualizada: sábado, 25 de marzo de 2017 8:12

El Ejército iraquí anunció el uso de nuevas tácticas en su lucha contra el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Mosul para reducir las bajas civiles.

La campaña militar de las fuerzas iraquíes para expulsar a Daesh de Mosul, ahora en su sexto mes, ha logrado recuperar la mayor parte de la urbe. En la actualidad, las autoridades iraquíes controlan toda la zona oriental y más de la mitad del área occidental de la ciudad.

“Las operaciones se han frenado en las últimas dos semanas debido a que los combates han pasado a instalarse en el casco antiguo de Mosul. Esta zona, que tiene estrechos callejones, y la fiera resistencia de los terroristas, que utilizan coches bomba, francotiradores y fuego de mortero, han obligado a las fuerzas iraquíes a cambiar de táctica y estrategia frente a la agrupación extremista”, declaró el viernes el teniente coronel Abdel Amir al-Mohamadawi, un portavoz de las fuerzas de Respuesta Rápida de élite.

Las operaciones se han frenado en las últimas dos semanas debido a que los combates han pasado a instalarse en el casco antiguo de Mosul. Esta zona, que tiene estrechos callejones, y la fiera resistencia de los terroristas, que utilizan coches bomba, francotiradores y fuego de mortero, han obligado a las fuerzas iraquíes a cambiar de táctica y estrategia frente a la agrupación extremista”, declaró el teniente coronel Abdel Amir al-Mohamadawi, un portavoz de las fuerzas de Respuesta Rápida de élite.

La nueva táctica, explicó el militar, se adoptará pronto y está previsto que consista en el despliegue de más francotiradores para que estos den caza a los suicidas de la banda extremista.

 

A su vez, el general de brigada estadounidense John Richardson, que coordina los bombardeos de la llamada coalición anti-EIIL, liderada por EE.UU., en Mosul, en declaraciones a Reuters, dijo que las fuerzas iraquíes están buscando aislar el casco antiguo de Mosul a fin de obligar a Daesh a luchar en dos frentes.

Richardson precisó que las fuerzas iraquíes podrían mover unidades del Ejército desde el norte, mientras que otras brigadas se apostarían en los alrededores del casco antiguo. "Eso va a obligar a Daesh a luchar en dos frentes, y no creo que tengan esa capacidad", concluyó.

mkh/anz/nal