• El ministro ruso de Deportes, Vitali Mutkó.
Publicada: sábado, 26 de diciembre de 2015 14:51

El ministro ruso de Deportes, Vitali Mutkó, se posicionó el viernes a favor del halterófilo Aleksei Lovchev, acusado de dopaje y suspendido por la Federación Internacional de Halterofilia (IWF).

"Le daremos todo el apoyo necesario mientras no sea reconocido oficialmente culpable de haberse dopado, y mientras no se tome una decisión en ese sentido", declaró Mutko durante una conferencia de prensa.

Le daremos todo el apoyo necesario mientras no sea reconocido oficialmente culpable de haberse dopado, y mientras no se tome una decisión en ese sentido", declaró el ministro ruso de Deportes, Vitali Mutkó.

A finales de noviembre Aleksei Lovchev se proclamó campeón del mundo de +105 kilos en Houston (Estados Unidos) estableciendo un nuevo récord del mundo al levantar 264 kilos.

El jueves la Federación Internacional de Halterofilia anunció en un comunicado haber descubierto trazas de ipamorelina, una sustancia prohibida, en las muestras recogidas del atleta ruso durante los Mundiales.

El comunicado añade que el atleta fue "suspendido provisionalmente" por supuestamente "haber violado las reglas antidopaje".

Según Mutkó, Aleksei Lovchev fue víctima de una "rotura de ligamentos en una rodilla, una lesión grave", un mes antes de los Mundiales, y disponía de autorización para tomar ese medicamento en el marco de su tratamiento.

Si se confirman las sospechas de dopaje, "tomaremos medidas contra el presidente de la federación rusa (de halterofilia), y del seleccionador ruso", encargados de velar por el respeto a las normas antidopaje en el equipo nacional, aseguró el ministro.

Lovchev clamó por su parte su inocencia, afirmando en una entrevista a la cadena de televisión deportiva rusa Match estar en un "estado de shock absoluto".

El atleta ruso Alexei Lovchev.

 

Una comisión de investigación independiente encargada por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) publicó a primeros de noviembre un informe que sacaba a la luz un sistema organizado de dopaje en el atletismo ruso, en el seno del cual la Rusada ayudó a esconder los casos positivos que afectaban a atletas rusos.

La AMA no tardó en declarar a la agencia antidopaje de Rusia (Rusada) así como al laboratorio moscovita antidopaje no conformes con su código mundial.

Poco después, la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) suspendió a Rusia de toda competición de atletismo, abriendo la puerta a una posible ausencia de los atletas rusos en los próximos Juegos Olímpicos de Río el próximo agosto.

El ministro Mutkó había anunciado a primeros de diciembre la adopción de una hoja de ruta por parte de Rusia y de la AMA para la reforma del sistema antidopaje ruso.

mah/nii/

Comentarios