• La Organización de las Naciones Unidas (ONU) emitió un dictamen a favor de Julian Assange, fundador de Wikileaks, donde se considera que su detención fue arbitraria.
Publicada: martes, 16 de febrero de 2016 16:35
Actualizada: lunes, 4 de abril de 2016 6:01

Un experto en derechos humanos de la ONU instó el lunes a los Gobiernos del Reino Unido y Suecia a cumplir, sin más demora, un fallo del ente internacional en favor de la libertad del fundador del portal Wikileaks, Julian Assange.

El Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) emitió el pasado 5 de febrero una opinión legal que consideraba que Assange es víctima de una detención arbitraria y en la misma reclamaba el respeto a "su integridad física y libertad de movimiento".

Las conclusiones del grupo de trabajo deben ser aceptadas y sus recomendaciones cumplidas de buena fe. Los países que proclaman estar a la vanguardia de los derechos humanos deberían dar un buen ejemplo, incluso si no están de acuerdo con dichas conclusiones", aseveró el experto de la ONU sobre el orden internacional democrático, Alfred Zayas.

"Las conclusiones del grupo de trabajo deben ser aceptadas y sus recomendaciones cumplidas de buena fe. Los países que proclaman estar a la vanguardia de los derechos humanos deberían dar un buen ejemplo, incluso si no están de acuerdo con dichas conclusiones", dijo el experto de la ONU sobre el orden internacional democrático, Alfred Zayas.

En el documento se recuerda que el fundador de Wikileaks estuvo diez días en aislamiento en diciembre de 2010 en una prisión británica por petición del fiscal sueco, tras lo cual fue puesto bajo arresto domiciliario durante 550 días antes de solicitar asilo a Ecuador y refugiarse en su embajada en Londres (capital británica) en junio de 2012.

Durante ese tiempo, según expertos, Assange "ha sido sometido a distintas formas de privación de libertad: la detención inicial en la prisión de Wandsworth seguida por el arresto domiciliario y su confinamiento en la embajada ecuatoriana".

El fundador de Wikileaks fue objeto en 2010 de cuatro denuncias por violencia sexual en Suecia, de las cuales ya han prescrito tres, aunque aun sigue vigente el cargo más grave, el de violación, que no decaerá hasta 2020.


Assange solicitó asilo político argumentando que se encuentra en un "estado de indefensión" ante la posibilidad de que, una vez en Suecia, sea extraditado a Estados Unidos, donde supuestamente se está celebrando un juicio secreto, sin que Australia (su país de origen), lo impida.

También asegura que es víctima de una "persecución política" por parte de Estados Unidos por revelar cientos de miles de documentos clasificados del Departamento de Estado de dicho país sobre las guerras en Irak y Afganistán, y sobre las relaciones diplomáticas con otras naciones.

lvs/anz/rba

Comentarios