• El fallecido rey Abdolá bin Abdelaziz Al Saud (izda.) y el canciller saudí, Adel al-Yubeir, durante una visita a un rabino israelí.
Publicada: martes, 31 de mayo de 2016 17:53
Actualizada: sábado, 4 de marzo de 2017 4:52

Arabia Saudí ya ha comenzado la construcción de una gigantesca embajada en los territorios ocupados palestinos, probablemente la más grande que exista en Tel Aviv, según revela un informe.

De acuerdo con la información divulgada por el portal Web francés Voltairenet, las autoridades saudíes han dado los pasos definitivos para la construcción de una de las legaciones más grandes e importantes en los territorios ocupados palestinos.

Según la fuente, el rey saudí, Salman bin Abdulaziz Al Saud, ya designó al príncipe Al-Walid bin Talal —poseedor de la 5ª fortuna mundial, rivalizando con Citigroup, Movenpick y Four Seasons— como próximo embajador del reino en Tel Aviv.

Actualmente, Arabia Saudí e Israel libran juntos una guerra en Yemen (…) La fuerza árabe de defensa común ('OTAN árabe') reproduce el esquema del Pacto de Bagdad, que también se situaba militarmente bajo las órdenes de Estados Unidos, que ni siquiera era miembro de ese Pacto”, afirma Voltairenet.

Con esta medida, de hecho, los saudíes ponen fin a más de varias décadas de relaciones clandestinas con el régimen de Israel, haciendo que los funcionarios de ambas partes ya no necesiten mantener reuniones en secreto.

Pese a no mantener relaciones diplomáticas —por la expulsión por parte del régimen de la ocupación de la mayoría de la población palestina (la Nakba) en 1948— últimamente Arabia Saudí e Israel van dando pasos para profundizar sus vínculos e incluso se encaminan hacia una coalición.

En realidad ambos están renunciando, desde hace años, a su tradicional política de mantener en secreto sus estrechos lazos. En los últimos meses, se ha revelado que desde 2014 Riad y Tel Aviv han celebrado, en al menos cinco ocasiones, encuentros para aliarse en contra de Irán.

“Actualmente, Arabia Saudí e Israel libran juntos una guerra en Yemen (…) La fuerza árabe de defensa común ('OTAN árabe') reproduce el esquema del Pacto de Bagdad, que también se situaba militarmente bajo las órdenes de Estados Unidos, que ni siquiera era miembro de ese Pacto”, afirma Voltairenet.

La cadena de televisión yemení Al-Massira desentrañó en su momento la complicidad de Israel en la ofensiva saudí contra Yemen y afirmó que este régimen, desde su base militar en el archipiélago de Dahlak —situado en el mar Rojo y cerca del estrecho de Bab el-Mandeb, al suroeste de Yemen—, secunda esta agresión.

Toda esta información se conoce el mismo día en que el ministro israelí de energía, Yuval Steinitz, ha hablado de la seria voluntad de ciertos países árabes de establecer relaciones con Israel, pretextando “el crucial papel de Tel Aviv en la estabilidad regional”.  

mpv/anz/hnb

Comentarios