• Gobierno y oposición venezolanos acuerdan una convivencia pacífica
Publicada: domingo, 13 de noviembre de 2016 2:49
Actualizada: domingo, 13 de noviembre de 2016 11:01

El Gobierno y la oposición venezolanos firman una declaración en la que se comprometen a trabajar pacíficamente para resolver la coyuntura que atraviesa el país.

“Nos comprometemos de forma solemne a que nuestras diferencias políticas solo tengan una respuesta en el estricto marco constitucional, un camino democrático, pacífico y electoral”, según una declaración conjunta leída el sábado.

El texto fue hecho público tras dos días de conversaciones entre el Gobierno de Caracas y la oposición agrupada en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) con el fin de zanjar la coyuntura económica que vive la nación caribeña.

Nos comprometemos de forma solemne a que nuestras diferencias políticas solo tengan una respuesta en el estricto marco constitucional, un camino democrático, pacífico y electoral”, según una declaración conjunta leída por el Gobierno y la oposición de Venezuela.

Así, las partes acordaron, con la mediación del Vaticano y la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), establecer una hoja de ruta que restablezca las relaciones entre los poderes públicos, preserve el orden constitucional y la convivencia pacífica.

El monseñor Claudio María Celli, enviado especial del Vaticano, felicitó a las dos partes por sus esfuerzos hacia la paz e hizo hincapié en la necesidad de “actuar bajo el respeto mutuo y mejorar las condiciones de abastecimiento de alimentos a la población”.

Tanto el gobierno como MUD se comprometieron a trabajar conjuntamente en los ámbitos económico y social para luchar contra cualquier tipo de sabotaje, boicot o agresión a la economía del país suramericano.

En torno a las discrepancias existentes en el ámbito político, las partes concordaron sobre el nombramiento de los dos rectores del Consejo Nacional Electoral (CNE), cuyo mandato termina el próximo diciembre, así como avanzar para superar la situación de desacato de la Asamblea Nacional (AN) de Venezuela dictada por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

Además, las partes compartieron la misma posición en defensa de los derechos de Venezuela sobre la Guayana Esequiba, la región sobre la que Venezuela y Guyana mantienen un diferendo territorial hace muchos años.

Igualmente, se acordó que en los futuros diálogos participen un gobernador de cada una de las partes y voceros de diversos sectores de la sociedad, al mismo tiempo que se estableció una comisión de seguimiento —coordinada por el expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero— para continuar el proceso.

zss/ctl/mjs/msf

Commentarios