• Foto en grupo de algunos combatientes extranjeros del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe), entre ellos al menos dos ciudadanos chinos no identificados.
Publicada: martes, 14 de febrero de 2017 14:59

Cerca de 5000 combatientes de origen chino combaten en las filas terroristas en suelo sirio, dice el embajador de Siria en Pekín, Imad Mustafa.

"El número de terroristas procedentes de China ha aumentado en grado considerable en este conflicto. Actualmente podemos hablar de unos 5000", ha afirmado este martes Mustafa.

El diplomático sirio ha añadido, además, que la mayoría de los que se trasladaron a Siria ha jurado lealtad a las bandas terroristas EIIL (Daesh, en árabe) y Frente Al-Nusra (recientemente rebautizado como Frente Fath al-Sham).

El número de terroristas procedentes de China ha aumentado en grado considerable en este conflicto. Actualmente podemos hablar de unos 5000", sostiene el embajador de Siria en China, Imad Mustafa.

"Como resultado, tenemos niños chinos en Siria que publican en YouTube sus vídeos portando machetes y fusiles Kalashnikov (…)", ha apostillado el embajador del país árabe.

El diplomático sirio también ha indicado que el 100 % de los terroristas procedentes de China se filtró desde Turquía, pues dicho país "facilitó las condiciones para su traslado", aunque hoy lucha supuestamente contra el EIIL.

Dos combatientes chinos ―uno sentado a la izquierda y el otro en el centro― del grupo terrorista EIIL.

 

Pekín también ha admitido la presencia de ciudadanos chinos en los conflictos que se viven en Oriente Medio. En 2015, el Ministerio de Seguridad de China sostuvo que cientos de chinos habían partido desde el territorio chino rumbo a Siria e Irak para unirse a los terroristas.

En 2015, la banda takfirí EIIL, por su parte, lanzó una campaña propagandística y puso sus ojos en China, el país más poblado del mundo, para reclutar combatientes.

A este respecto, altos funcionarios chinos han expresado su preocupación por los peligros que entraña Daesh. En julio de 2014, el enviado especial de China para Oriente Medio, Wu Sike, dijo que Pekín estaba preocupado por los combatientes que luchan en las filas de Daesh.

“Tras impregnarse de ideas extremistas, cuando regresen a su país, representarán un desafío y un riesgo serio”, afirmó Wu Sike.

alg/anz/snr/rba

Commentarios