• Israel aprueba ley de alimentación forzada a presos palestinos
Publicada: jueves, 30 de julio de 2015 13:37
Actualizada: jueves, 30 de julio de 2015 21:05

El parlamento del régimen de Israel ha aprobado este jueves una controvertida ley que permite la alimentación forzada de presos palestinos en huelga de hambre.

Con 46 votos a favor y 40 en contra, de un total de 120 escaños, los guardias de las cárceles israelíes ya tienen autorización de solicitar permisos para alimentar a la fuerza a presos.

La alimentación forzada es una tortura y causa su martirio, como ocurrió en 1980 en la cárcel de Nafha (norte de territorios ocupados palestinos) cuando tres presos palestinos fueron martirizados tras recibir alimentos a la fuerza. Se trata de una ley sin precedente en todo el mundo y hasta la fecha ningún gobierno ha hecho algo parecido”, indica el ministro de Asuntos de Prisioneros del Estado palestino, Isa Qaraqe.

Una nota adjunta al proyecto de la ley explica que “el uso de huelgas de hambre por parte de terroristas es un fenómeno conocido que ha estado sucediendo durante años. En ocasiones, estas huelgas involucran a un gran número de prisioneros, que continúan privándose de alimento por un período prolongado, hasta el punto en que ponen en peligro sus vidas. Estos desafíos nos obligan a formular una respuesta apropiada, y este proyecto de ley es la alternativa”.

No obstante, la asociación médica del régimen de Israel considera que el plan de alimentación forzada, planteada por la coalición de derechas liderada por el primer ministro israelí, Benyamin Netanyahu, es una forma de tortura que también conllevaría varios riesgos médicos, de manera que, advierte a la comunidad de doctores israelíes de no atenerse a dicha normativa.

Por su parte, el partido opositor israelí Lista Unificada también ha condenado la nueva ley porque, explica, viola los derechos del creciente número de presos palestinos que recurren a la huelga de hambre para despertar la atención hacia su estado inhumano en las cárceles israelíes.

El parlamento “ha aprobado una ley que legaliza la tortura de los prisioneros palestinos”, ha lamentado el partido opositor israelí para después apuntar que “se trata de una ley que permite la intervención invasiva y cruel en el cuerpo de otro ser humano”, so pretexto de prevenir los daños causados ​​por huelgas de hambre.

Palestina denuncia la “autorización de matanza de presos palestinos”

Entre tanto, el ministro de Asuntos de Prisioneros del Estado palestino, Isa Qaraqe, ha condenado el polémico proyecto de ley israelí y lo ve como una “autorización” para la matanza de presos palestinos en las cárceles israelíes.

En una entrevista concedida a la cadena libanesa Al-Mayadeen, el titular palestino afirma que “en realidad, la aprobación del proyecto de la ley de alimentación forzada de los presos palestinos que se encuentran en huelgas de hambre, es autorizar la muerte de esos presos”.

Servicio israelí de prisiones traslada a un número de presos palestinos

 

De acuerdo con Qaraqe, la muerte de por sí amenaza a los presos palestinos en huelga de hambre y, si no se adopta una medida práctica al respecto, el régimen de Israel matará a cualquier preso que participe en huelga de hambre.

“La alimentación forzada es una tortura y causa su martirio, como ocurrió en 1980 en la cárcel de Nafha (norte de territorios ocupados palestinos) cuando tres presos palestinos fueron martirizados tras recibir alimentos a la fuerza. Se trata de una ley sin precedente en todo el mundo y hasta la fecha ningún gobierno ha hecho algo parecido”, ha indicado.

Esta nueva ley, además de poner en evidencia el racismo del régimen israelí, contradice todas las normativas y leyes internacionales en todos los aspectos social, humano, cultural, político y legal, afirma el ministro palestino.

Por tanto, Qaraqe ha solicitado la ayuda de la comunidad internacional para revocar la controvertida ley y ha advertido de que el premier israelí y los ministros de su gabinete serán los responsables de la vida de los presos palestinos.

Al menos 6500 palestinos se encuentran prisioneros en 22 cárceles israelíes en condiciones infrahumanas, según estima el Comité para Asuntos de los Prisioneros Palestinos.

La mayoría de los reclusos palestinos se encuentra en ‘detención administrativa’, eufemismo que aplica el régimen de Tel Aviv para mantener a quien desea en prisión, saltándose la ley, es decir, sin el derecho a contar con un juicio.

tas/ncl/rba

Commentarios