• Donald Trump, precandidato a la Presidencia de EE.UU., y Benyamin Netanyahu, primer ministro del régimen de Israel.
Publicada: jueves, 5 de mayo de 2016 9:45

El precandidato a la Presidencia de EE.UU. Donald Trump tacha de catastrófico el acuerdo nuclear de Irán para el régimen israelí y pide que continúe la construcción de asentamientos ilegales en Cisjordania.

No creo que sea necesario cesar la construcción de asentamientos en (la ocupada) Cisjordania. Se disparó (por parte de los palestinos) muchos misiles contra Israel y nuestro país no le ha tratado bien”, ha dicho en una entrevista concedida al diario británico Daily Mail, publicada este jueves.

En sus declaraciones defiende al primer ministro del régimen de Israel, Benyamin Netanyahu, y mientras afirma que no lo conoce bien, lo describe como “una persona muy buena”.

No creo que sea necesario cesar la continuación de la construcción de asentamientos en (la ocupada) Cisjordania. Se disparó (por parte de los palestinos) muchos misiles contra Israel y nuestro país no le ha tratado bien”, dice Donald Trump, precandidato republicano a la Presidencia de EE.UU.

“No lo conozco bien pero creo que voy a tener una relación buena con él. Creo que el presidente (estadounidense) Barack Obama se ha portado muy mal con Israel”, sostiene el polémico magnate estadounidense.

Sus declaraciones se producen un día después de que Netanyahu volviera a expresar su desacuerdo con la capacidad nuclear de la República Islámica de Irán.

Hay algunos que aceptan la capacidad nuclear de Irán, pero nosotros no lo admitimos. No olvidamos sus demandas para aniquilarnos”, aclaró.

Netanyahu, quien encabeza un régimen que tiene el único arsenal atómico existente en Oriente Medio, acusa a Irán de perseguir presuntos fines bélicos en su programa de energía nuclear y se ha comprometido a hacer “todo lo que esté en su mano” para impedir que Teherán consiga armas nucleares.

Anteriormente, Trump, quien es conocido por sus retóricas proisraelíes, manifestó su rechazo al Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA, por sus siglas en inglés), declarando que Obama y el secretario de Estado, John Kerry, “traicionaron” al régimen de Israel.

En Estados Unidos, la mayoría de los republicanos estadounidenses, promovidos por los poderosos lobbies sionistas en este país y al unísono con las autoridades del régimen de Israel, trataron de utilizar todas las medidas a su alcance para bloquear un acuerdo nuclear definitivo entre Irán y el Grupo 5+1 (EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania).

El pacto nuclear Irán-Sexteto entró en vigor el pasado 16 de enero, cuando, tras confirmarse que Teherán había cumplido con sus obligaciones, la Unión Europea (UE), la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y Estados Unidos levantaron las sanciones impuestas contra Irán por su programa de energía nuclear.

msm/anz/hnb

Commentarios