• La canciller alemana, Angela Merkel, habla durante una rueda de prensa en Bruselas, Bélgica, 24 de noviembre de 2017.
Publicada: miércoles, 6 de diciembre de 2017 22:08

El Gobierno alemán se suma a la ola internacional de rechazos hacia la decisión del presidente de EE.UU. de reconocer a Al-Quds como la capital del régimen israelí.

Alemania “no apoya esa decisión porque el estatuto de Jerusalén (Al-Quds) solo puede ser negociado como parte de una solución de dos Estados”, ha asegurado este miércoles la canciller alemana, Angela Merkel, citada en un tuit de su portavoz, Steffen Seibert.

Esta misma jornada, el inquilino de la Casa Blanca, ignorando las advertencias de la comunidad internacional, ha hecho saber que su país reconoce a la ciudad palestina de Al-Quds (Jerusalén) como la capital del régimen de Israel, además de indicar que trasladará, de Tel Aviv a esa urbe, la embajada de EE.UU.

La polémica decisión del mandatario estadounidense ha desatado una ola de denuncias tanto en la región como a nivel internacional. Numerosos países, como Rusia, Irán, Turquía y Francia, han advertido de los peligros que entrañará el llevarla a la práctica.

La medida, también ha sido condenada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Unión Europea (UE).

Alemania no apoya esa decisión porque el estatuto de Jerusalén (Al-Quds) solo puede ser negociado como parte de una solución de dos Estados”, ha asegurado la canciller alemana, Angela Merkel.

 

Los palestinos consideran la parte oriental de Al-Quds como la capital de su futuro Estado. La comunidad internacional niega la soberanía israelí en la zona este de la urbe tras su ocupación por parte de Israel en la Guerra de los Seis Días de 1967 y su posterior anexión en 1980.

mnz/anz/aaf/rba

Commentarios