• Combatientes del movimiento popular yemení Ansarolá.
Publicada: sábado, 9 de mayo de 2015 16:35
Actualizada: sábado, 9 de mayo de 2015 21:49

Combatientes de tribus yemeníes han acabado este sábado con la vida de 39 soldados saudíes y detenido a unos 21 en las fronteras que comparten los dos Estados.

"La aldea Ahad al-Masarihah, en la provincia de Yazan (suroeste de Arabia Saudí), se encuentra bajo el control de las fuerzas tribales partidarias del movimiento popular yemení Ansarolá".

"La aldea Ahad al-Masarihah, en la provincia de Yazan (suroeste de Arabia Saudí), se encuentra bajo el control de las fuerzas tribales partidarias del movimiento popular yemení Ansarolá", informa la agencia local yemení Lahjnews, y para después añadir que "durante más de tres horas de enfrentamientos unos 39 soldados saudíes habían perdido la vida".

Indica, a su vez, que algunos de los militares saudíes han huido del lugar de los enfrentamientos, y unos 21 se han rendido y entregado sus armas a las fuerzas tribales.

La fuente precisa que los combatientes de Ansarolá y las fuerzas tribales, además de confiscar armas y municiones a las fuerzas saudíes, han incautado 22 coches militares tipo Hummer y han izado la bandera yemení en un puesto militar de la zona.

 Miembros del movimiento popular yemení Ansarolá.

 

En los últimos días, las fuerzas yemeníes han llevado a cabo varias ofensivas contra el territorio saudí en respuesta a la agresión que inició Arabia Saudí contra Yemen. En sus ataques varios soldados saudíes han resultado muertos y otros detenidos. Además han tomado 8 puestos militares saudíes.

El pasado 30 de abril, al menos cuatro soldados saudíes murieron como consecuencia de los duros enfrentamientos fronterizos entre las fuerzas armadas de Arabia Saudí y miembros del movimiento popular yemení Ansarolá.

El régimen de Riad, con la luz verde de EE.UU. pero sin el visto bueno de las Naciones Unidas, inició el pasado 26 de marzo una ofensiva militar contra Yemen.

Al menos 3 512 personas han muerto y 6 189 resultado heridas, entre ellas 492 menores y 209 mujeres, durante esta ilegal ofensiva.

mkh/nii/