• La futura fuerza de cazas israelí no podrá contra Rusia

¿El avión caza americano de V Generación F-35 ayudará a que Israel mantenga su Ventaja Militar Cualitativa (Qualitative Military Edge, QME) o ventaja militar tecnológica sobre vecinos que vería como una amenaza presente?

Recientemente se reportó en el periódico de asuntos de defensa estadounidense Defense News, que según el ministro de asuntos militares israelí, Moshé Yalón, la adquisición por Tel Aviv del avión caza americano de V Generación F-35 ayudará a que Israel mantenga su Ventaja Militar Cualitativa (Qualitative Military Edge, QME) o ventaja militar tecnológica sobre vecinos que vería como una amenaza presente, como Palestina (sin fuerza aérea), Líbano (sin modernos cazas de combate) y Siria (con una fuerza de cazas de combate en su mayoría adquiridos el siglo pasado a la Unión Soviética). Irán, sin intenciones agresoras ni ofensivas contra sus vecinos, sería más bien un objetivo militar a atacar por Israel, potencia agresora e invasora desde su nacimiento, la cual podría planear utilizar los cazas F-35 que planea adquirir de EE.UU. para realizar un ataque estratégico aéreo en la próxima década contra las instalaciones del programa nuclear civil iraní.

Otros países árabes como JordaniaEgipto y Arabia Saudita son aliados de Israel a través de su alianza común con EE.UU. Incluso en este sentido, los jordanos, saudíes, de Emiratos Árabes Unidosqataríeskuwaitíes e israelíes colaboran activamente junto con los estadounidenses en apoyar a grupos terroristas radicales en Siria para tumbar a su gobierno, destruir al actual Estado Sirio y fragmentarlo territorialmente. El régimen militar egipcio, por otra parte, colabora con Israel bajo presiones de EE.UU. en estrangular por su bloqueo conjunto a la Franja de Gaza palestina, gobernada por el partido de Hamás, la rama palestina de la Hermandad Musulmana sunita.

Moshé Yalón, cuyo apellido original paterno y suyo inicialmente ha sido Smilansky, por ser de origen judío ucraniano - cambiado para intentar artificialmente “israelizar” su identidad europea del este – es un militar israelí de fuerzas terrestres, específicamente de infantería, incluyendo paracaidistas, y el arma acorazada (carros de combate o tanques). Pero Moisés Smilansky - llamándolo por su verdadero apellido - no es un militar de Fuerza Aérea y aunque ha sido jefe de inteligencia militar israelí, parece no ser un analista con el conocimiento y entendimiento de guerra aérea para darse cuenta que el caza F-35 será presa de cazas rusos como el PAK FA de V Generación y el Su-35S de IV + + Generación, ambos fabricados por la empresa rusa Sujoi.

Para empezar, el caza F-35 fue diseñado como un cazabombardero para misiones de ataque en el mundo postsoviético, poniéndose más énfasis en la misión de bombardero y reconocimiento que en la de avión caza que prevaleciese en un combate aéreo buscado deliberadamente, como lo haría un caza de superioridad aérea. El F-35 se diseñó para un mundo ideal en que no habría una gran potencia aérea como lo fue la Unión Soviética para enfrentar, sin tener que enfrentarse por ello con aviones caza de V Generación (que son esencialmente aquellos cazas con tecnologías que los hacen indetectables o difícilmente detectables por radar) y defensas aéreas de última generación, como las soviéticas. El escenario cambió con la venida de Vladimir Putin a la presidencia de Rusia en el año 2000 y sus esfuerzos para levantar militarmente a las deterioradas fuerzas armadas rusas, afectadas por la disolución de la Unión Soviética y la resultante caída de los presupuestos de defensa. Bajo Putin Rusia financió el desarrollo de su nuevo avión caza operacional de V Generación, el Sujoi PAK FA, y exportó tecnología e investigación y desarrollo rusos para ayudar a la China a desarrollar su avión caza de V Generación, el J-20. Tanto el PAK FA ruso como el J-20 chino son la respuesta euroasiática al caza americano de superioridad aérea y V Generación, el F-22A, y el mencionado cazabombardero F-35.

El F-35 representaría la filosofía de diseño de multitarea o multifunción (multitasking), partiendo de la experiencia americana y su idiosincrasia tanto en el ámbito laboral como en el de quehaceres diarios de hacer varias cosas a la vez. En cuanto a aviones caza, esta filosofía de diseño es la que Douglas C. Dildy y Tom Cooper llaman en su libro F-15C Eagle vs MiG-23/25: Iraq 1991, “sofisticación”, en contraste con el concepto de “especialización” al diseñar este tipo de aviones. Bajo el concepto de “sofisticación” o multifunción, el F-35 fue diseñado para llevar a cabo tareas de ataque o bombardeo táctico y reconocimiento, junto con la función de combate aéreo como plataforma de lanzamiento de misiles aire-aire. En contraste, el también caza americano F-22A y el ruso PAK FA fueron diseñados con el principio de especialización en mente, como avión interceptor o cazador de otros aviones, capaz de derrotar en combate aéreo y derribar todo tipo de avión enemigo que encontrase en los cielos.

Este principio de especialización en diseñar un caza como interceptor o cazador de otros aviones no ha figurado en el diseño esencial del F-35, el cual es por ello inferior al F-22A, al PAK FA ruso y al J-20 chino en las especificaciones de velocidad, en altitud de vuelo, en maniobrabilidad (clave para sobrevivir y prevalecer en un combate aéreo de corto alcance) y en número de misiles aire-aire que puede llevar internamente, dentro del avión, para evitar que los radares enemigos los detecten. Además, la baja detección al radar del F-35 es en su aspecto frontal, al ser iluminado por un radar de frente, pero no por detrás o por encima del avión si es iluminado por el radar de un avión – o satélite espacial – a mayor altura.

Así, y a pesar de las desventajas en especificaciones, Tel Aviv va a adquirir inicialmente 33 cazas F-35I, la versión israelí del F-35A llamada Adir, empezando a recibir la primera orden de 19 F-35I a partir de 2017 y los aviones de la segunda orden de 14 Adir empezando en 2019, según información de The World Defence Almanac 2015 de la revista de defensa alemana Military Technology. De acuerdo a esta fuente y Defense News, los israelíes planean adquirir 17 F-35I adicionales para un total de 50 Adirs, considerándose la opción de adquirir adicionalmente 25 F-35I más para un total de 75, distribuidos en tres escuadrones de un mínimo de 16 y hasta 25 cazas cada uno. Según Defense News, Tel Aviv pretende que los nuevos F-35I reemplacen a los cazas F-15A/B y F-16A/B más antiguos, unos 46 y 35 (otros 25 F-16A/B serán retenidos) respectivamente de acuerdo a Military Technology.  

El problema para Tel Aviv es que Rusia desde el año pasado ha decidido defender con su poderío militar y aeroespacial en particular a sus aliados en el Cercano Oriente y de manera más destacada a Siria. Se puede esperar que Irak e Irán estarán también amparadas, de necesitarlo y procurarlo, por la protección del paraguas militar aeroespacial ruso. Las Fuerzas Aeroespaciales rusas defenderán en el futuro y mientras existan las actuales amenazas de Israel, EE.UU., la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN, por miembros como Turquía, Reino Unido, Francia, Alemania y EE.UU.) y los países árabes del Golfo Pérsico, a Siria, Irak e Irán, para impedir una repetición de una intervención militar, invasión y ocupación como la liderada por EE.UU. contra Irak en 2003, o como la campaña aérea y de misiles crucero de EE.UU. y la OTAN contra Libia en 2011.

Rusia usará bases aéreas sirias como la de Jmeimim, podría usar en Irak la base aérea de Al Taqaddum, 74 km al oeste de Bagdad, y sus aviones de combate volarían desde el sur de Rusia y las costas norte y noroeste del Mar Caspio sobre este mar para descender al sur y operar en defensa de Irak e Irán de ser necesario y de ser solicitado. El problema de Tel Aviv y Washington es que parecen todavía ignorar que Moscú se ha convertido en el gran protagonista militar y geoestratégico del Cercano Oriente, aquél que puede y va a desbaratar sus ambiciones hegemónicas anglo-israelíes en la región.

Según Piotr Butowski en su libro Russia’s Warplanes, Russian-made Military Aircraft and Helicopters Today: Volume 1, Rusia planea adquirir 60 aviones caza PAK FA de V Generación para el año 2020. Previamente el Ministerio de Defensa ruso ha planeado adquirir 250 PAK FA, de un número inicial de 300. Se espera que los primeros 10 cazas PAK FA entren formalmente en servicio este año de 2016.

Rusia, de considerarlo necesario para garantizar la seguridad de Siria y de sus fuerzas en el país árabe, desplegará el avión caza PAK FA en Siria. Con capacidad de detectar y seguir simultáneamente a 60 blancos aéreos y de atacar a la vez hasta 16 aviones enemigos, además de poseer supermaniobrabilidad para obtener la ventaja en combates aéreos de corto alcance – la llamada “pelea de perros” – y de llegar rápido a zonas de combate a velocidades supersónicas de supercrucero, el PAK FA, volando desde la base de Jmeimim, y de permitírselo Bagdad, desde la base de Al Taqaddum, podrá interceptar una fuerza israelí de cazas F-35I Adir que vuele desde Palestina y desde el Mar Mediterráneo contra Siria y a través de Jordania y Arabia Saudita en dirección a Irak. Y si los misiles aire-aire del PAK FA tienen una “probabilidad de matar” (probability of kill, Pk) de 75% - 90%, que como Dildy y Cooper mencionan era en 1991 la “probabilidad de matar” del misil aire-aire de corto alcance americano AIM-9L/M Sidewinder, siendo este misil un arma de un solo tiro para poder derribar un avión enemigo (no hacían falta dos o más misiles para derribarlo), 4 cazas PAK FA armados cada uno con 10 misiles aire-aire llevados internamente podrían en teoría atacar y destruir a 40 aviones enemigos – como el F-35 - de una fuerza de 50, equivalente a un 80% del total.

Con la futura introducción del PAK FA ruso de V Generación en el espacio aéreo de Siria, los 25 cazas de IV + Generación F-15I israelíes de fabricación americana quedarán al menos “parcialmente obsoletos”, como Japón considera – correctamente - que es el caso de sus aviones caza de superioridad aérea F-15J de diseño estadounidense ante el caza chino de V Generación J-20, diseñado y construido con asistencia tecnológica rusa. La futura adquisición de EE.UU. por Tel Aviv y Smilansky de otro escuadrón de F-15I según Defense News, probablemente otros 25 cazas, no mejorará la situación para los ocupadores de Palestina, ya que Rusia ha de tener para este año 48 cazas de IV + + Generación Su-35S y tendrá para 2020 otros 48 Su-35S, para un total de 96 aviones. El Su-35S está dotado de tecnologías de V Generación desarrolladas para el PAK FA y que le darían una superioridad sobre el F-15I y probablemente también sobre el F-35I. El Su-35S puede detectar y seguir a 30 blancos aéreos y atacar a la vez a 8 aviones enemigos. En teoría, 3 Su-35S podrían atacar y destruir a 24 F-15I sólo con misiles aire-aire, eliminando al actual escuadrón de estos cazas israelíes, de tener los misiles aire-aire rusos una probabilidad de intercepción de un 75% a un 90%. Ya Rusia ha desplegado los cazas Su-35S en Siria.

Hay que añadir que Rusia habría adquirido para el 2016, 60 cazas modernos Su-30SM, equivalentes al F-15I pero superiores en diseño a los cazas de fabricación americana por ejemplo en combate a corto alcance, al poseer los aviones rusos supermaniobrabilidad.  También de acuerdo a datos de Butowski, Moscú va a adquirir otros “60-70” Su-30SM para un total de 120 ó 130 cazas. Ya Rusia ha desplegado los cazas Su-30SM en Siria.

Adicionalmente, Rusia va a adquirir a través de modernizaciones de cazas Su-27 más antiguos la versión Su-27SM3, equivalente al Su-30SM pero sin supermaniobrabilidad en sus motores. Ya desplegó en Siria un escuadrón de Su-27SM3, probablemente compuesto de los 12 cazas nuevos de esta versión que fabricó. Rusia va a adquirir al menos un total de 24 Su-27SM3 y podría alcanzar un máximo de 48 Su-27SM3, aviones modernizados excepto los 12 nuevos fabricados. Moscú podría ordenar que los aproximadamente 54 cazas modernizados anteriormente a la versión Su-27SM sean repotenciados y actualizados a la versión Su-27SM3.

Finalmente, y en vista de la posibilidad real de una guerra aérea con Turquía, con Arabia Saudita y sus aliados árabes del Golfo Pérsico, y con Israel y EE.UU. por Siria, el Ministerio de Defensa ruso podría autorizar la modernización de unos 63 cazas Su-27 adicionales y 20 Su-27UB de entrenamiento y biplazas, basándose en datos de Butowski, a la versión más moderna – y más costosa – del Su-27SM2. Esta versión modernizada Su-27SM2 sería equivalente al Su-35S, al estar dotada con tecnologías de V Generación, siendo capaz de enfrentarse a los cazas F-16E/F Block 60 y F/A-18E/F Super Hornet americanos, a versiones avanzadas de los cazas Eurofighter Typhoon y de los cazas franceses Rafale, y al igual que el Su-35S, probablemente sea capaz de enfrentarse también al F-22A americano (en sí muy superior al F-35 como avión caza), de acuerdo a Yefim Gordon en su libro Famous Russian Aircraft: Sukhoi Su-27.  Según Butowski, el número total actual de cazas Su-27 de las Fuerzas Aeroespaciales rusas es de 185, con y sin modernizaciones.       

Es por ello ya tiempo para que Tel Aviv negocie una paz definitiva y justa con Siria, Palestina y el Líbano, y no pretenda escudarse tras una fuerza aérea que podrá ser derrotada por el poderío aéreo de Rusia, que ahora posee la Ventaja Militar Cualitativa en el Cercano Oriente. Si no, que Moisés Smilansky se prepare para regresar a Ucrania, y Benjamín Mileikowsky(el apellido original de Netanyahu) planee su regreso a Polonia, que como miembro de la Unión Europea y de su espacio de Schengen, es mejor lugar para vivir.

Publicada: sábado, 7 de mayo de 2016 9:55

Dr. Lajos Szaszdi Leon-Borja
Dr. Lajos Szaszdi Leon-Borja El Dr. Lajos Szászdi León-Borja es profesor en la Universidad Interamericana de Puerto Rico. Tiene un B.A. y M.A. de la Escuela Elliott de Asuntos Internacionales y una Maestría y Doctorado en Política Mundial de la Universidad Católica de América.

Commentarios