• 31 meses sin pistas claras del paradero de los 43 en México
Publicada: jueves, 27 de abril de 2017 8:57
Actualizada: jueves, 27 de abril de 2017 10:24

En México, los meses parece que pasan rápido en la investigación de la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa.

Ya son dos años y siete meses que fueron vistos por última vez en Iguala, Guerrero. Los padres de familia de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa denunciaron la lentitud de las investigaciones de la Procuraduría General de la República para saber el destino de sus hijos. Insisten en que el Gobierno mexicano, muestra lentitud, ineptitud y hasta poco interés en acelerar la indagatoria.

Los padres de los 43 se habían mantenido en protesta permanente con marchas y mítines momentáneos, pero esta semana cambiaron su estrategia, montaron plantón permanente frente a la procuraduría federal para presionar a las autoridades. Hasta el momento gritan a cielo abierto, sin que nadie en el Gobierno los escuche.

Ellos buscan respuestas sobre una presunta participación del ejército mexicano, que se den a conocer las grabaciones de las últimas llamadas de los estudiantes y la posible participación de funcionarios públicos en el retraso de las investigaciones.

Son dos años con siete meses en que los padres de familia siguen a la espera de resultados de investigaciones claras que permitan saber el paradero de sus hijos. Ellos dicen que al no recibir respuestas, radicalizarán sus protestas, una de ellas ha sido poner un plantón permanente frente a la Procuraduría General de la República, aseguran que no descartan más protestas de este tipo hasta que no saber qué pasó con los 43 estudiantes de Ayotzinapa.

Arturo Calvillo, Ciudad de México.

kmd/hnb