• EL subsecretario Parlamentario del Ministerio de Relaciones Exteriores, Tobias Ellwood.
Publicada: miércoles, 6 de enero de 2016 10:54

El Parlamento del Reino Unido ha manifestado sus preocupaciones sobre los derechos humanos (DDHH) en Arabia Saudí con autoridades de ese país, a raíz de la ejecución de 47 hombres incluyendo un prominente clérigo chií, por el reino árabe.

"Estrecha relación del Reino Unido con Arabia Saudí no quiere decir que nos alejamos de plantear las legítimas preocupaciones por los derechos humanos", dijo el Subsecretario Parlamentario del Ministerio de Relaciones Exteriores, Tobias Ellwood, en el Parlamento, citado por Reuters.

Estrecha relación del Reino Unido con Arabia Saudita no quiere decir que nos alejamos de plantear las legítimas preocupaciones por los derechos humanos", dijo el Subsecretario Parlamentario del Ministerio de Relaciones Exteriores, Tobias Ellwood

"Hacemos estas declaraciones muy claramente en público y en privado. Las autoridades saudíes están muy conscientes de nuestros puntos de vista, y ya los he planteado más recientemente ayer con las autoridades saudíes después de la ejecución de 47 personas durante el fin de semana", recalcó el parlamentario.

Asimismo añadió, que crecientes tensiones entre Irán y Arabia Saudí, uno de los aliados militares más cercanos de Gran Bretaña en el Oriente Medio con el que hace miles de millones de dólares en negocios cada año, eran "profundamente preocupante".

Sheij Nimr Baqer al-Nimr.

 

Cabe añadir que el primer ministro británico, David Cameron, ha retrasado un viaje a Arabia Saudí, según informó el diario Times, aunque citó a funcionarios de alto rango alegando que el retraso no tenía relación con las tensiones regionales provocadas por la ejecución del destacado clérigo musulmán chií, el sheij Nimr Baqer al-Nimr, por el régimen de Al Saud.

El pasado sábado, en un comunicado, el Ministerio del Interior de Arabia Saudí informó de la ejecución de Al-Nimr, profundamente crítico con las políticas de las autoridades saudíes.

Dicha ejecución que conllevó la condena de muchos países y de destacadas figuras políticas del mundo, también provocó la ira de musulmanes en la región, así como protestas frente a las legaciones diplomáticas de Riad en Irán.

El régimen de Al Saud,  anunció el pasado domingo la ruptura de relaciones diplomáticas (y más tarde comerciales) con Irán, pretextando las críticas de Teherán por dicha ejecución.

aaf/ktg/msf

Commentarios