• Un reciente estudio revela que los perros son más inteligentes que los gatos, ya que cuentan con más neuronas corticales en su cerebro.
Publicada: viernes, 1 de diciembre de 2017 19:16
Actualizada: viernes, 1 de diciembre de 2017 23:06

Un reciente estudio revela que los perros son más inteligentes que los gatos, ya que cuentan con más neuronas corticales en su cerebro.

La revista especializada Frontiers in Neuroanatomy ha publicado esta semana los resultados de un estudio elaborado por la Universidad Vanderbilt, para el que se ha contado el número de neuronas corticales del cerebro de varios carnívoros.

Resultado: las neuronas relacionadas con el pensamiento, la planificación y el comportamiento complejo son más abundantes en los perros que en los gatos.

En total, se analizaron ocho especies carnívoras: hurón, mangosta, mapache, gato, perro, hiena, león y oso pardo, conforme explica Suzana Herculano-Houzel, profesora de Psicología y Ciencias Biológicas que desarrolló el método para medir con precisión el número de neuronas del cerebro.

“En este estudio, estábamos interesados en comparar diferentes especies de carnívoros para ver cómo el número de neuronas de sus cerebros se relaciona con el tamaño de sus cerebros, incluidas algunas especies favoritas, como gatos y perros, leones y osos pardos”, señala la profesora.

En este estudio, estábamos interesados en comparar diferentes especies de carnívoros para ver cómo el número de neuronas de sus cerebros se relaciona con el tamaño de sus cerebros, incluidas algunas especies favoritas, como gatos y perros, leones y osos pardos”, señala Suzana Herculano-Houzel, profesora de Psicología y Ciencias Biológicas de la Universidad Vanderbilt

 

De acuerdo con este cómputo, los perros tienen alrededor de 530 millones de neuronas corticales, mientras los gatos tienen alrededor de 250 millones (los humanos, 16.000 millones).

La investigadora cree que la cantidad absoluta de neuronas que tiene un animal, especialmente en la corteza cerebral, determina la riqueza de su estado mental interno y su capacidad de predecir lo que está a punto de suceder en su entorno según la experiencia pasada.

Otro dato que se extrajo de esta medición es que la relación de las neuronas respecto al tamaño del cerebro en carnívoros pequeños y medianos era aproximadamente la misma que la de los herbívoros, lo que sugiere que existe la misma presión evolutiva sobre los herbívoros para desarrollar potencia cerebral para escapar de los depredadores que la que hay en carnívoros para atraparlos.

mnz/mla/fdd/rba

Commentarios