• El nuevo canciller canadiense Stéphane Dion
Publicada: sábado, 7 de noviembre de 2015 17:58
Actualizada: lunes, 9 de noviembre de 2015 21:11

Canadá, tras la llegada del nuevo canciller canadiense, Stéphane Dion, cambiará radicalmente su política exterior respecto al Oriente Medio y su relación con el régimen de Israel.

Según ha informado este sábado la agencia rusa de noticias Sputniknewsel nuevo jefe de la Diplomacia de Canadá tiene planeado asumir el rol de “intermediario honesto” en el Oriente Medio y aumentar sus lazos con todos los “socios legítimos”, algo que cambiaría la naturaleza de las relaciones con el régimen de Tel Aviv.

”Para ser beneficioso uno necesita reforzar sus lazos con los otros socios legítimos y esto es lo que haremos”, dijo Dion.

”Para ser beneficioso uno necesita reforzar sus lazos con los otros socios legítimos y esto es lo que haremos”, dijo Dion, que, además, reveló su decisión de fortalecer sus relaciones con El Líbano.

El canciller canadiense aseguró al régimen israelí que Ottawa aun lo considera un amigo, pero advirtió de que no secundará las políticas de la anterior administración canadiense, es decir, apoyar incondicionalmente al régimen de Tel Aviv.

El expremier canadiense Stephen Harper en el Muro de las Lamentaciones en los territorios ocupados palestinos.

 

Esto representaría un giro de 180 grados respecto a las políticas de la Diplomacia canadiense bajo el mando del ex primer ministro Stephen Harper, quien promulgó una moción de ley para calificar como crimen de odio el Movimiento Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS) y castigar a los que apoyan dicho movimiento.

Las declaraciones del nuevo jefe diplomático canadiense preocupan profundamente a los simpatizantes del régimen israelí tanto en Canadá como en los territorios ocupados palestinos. Harper, por el contrario era el "mejor amigo" del régimen israelí.

El primer grupo en expresar públicamente su preocupación ha sido el grupo “Cristianos Unidos por Israel”, con base en Canadá, que criticó un posible cambio de la postura de Ottawa hacia el régimen de Tel Aviv.

hgn/nii/

Commentarios