• Detrás de la Razón: Trump usa a Dios para enjaular niños en una limpieza étnica de EEUU

El problema no solo es la acción sino la justificación. Si bien son personas que entran a un país de forma ilegal, nadie puede matarlas o aplastar sus derechos.

Porque antes que nada son seres humanos, protegidos incluso por la propia constitución del país ajeno. El presidente Donald Trump, como usted ya sabe, dio la orden para que se metieran en jaulas a los niños que venían con sus padres migrando hacia Estados Unidos.

La operación era separarlos de sus padres y dejarlos a la deriva de un proceso largo burocrático que le pondría fin a la relación paterna, lo que en voz de los expertos estadounidenses causará lesión tremenda en el desarrollo cerebral para aprender a hablar y tener sentimientos por la sociedad, imagínese usted, Trump podría estar creando terroristas.

Además, según los medios de prestigio Time, Associated Press (AP), Huffington Post, los niños han recibido abuso sexual, maltrato psicológico, físico y han sido obligados a usar drogas psicotrópicas.

¿Cómo usted definiría esta actitud? ¿Dónde está el valor humano hacia las personas? Y aquí viene lo peor. La justificación.

Donald Trump dijo que la base de lo que está haciendo está en la palabra de Dios, la Biblia. Así lo apuntó su portavoz, y secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, quien defendió la brutalidad de aislar a niños y niñas de sus padres con estas palabras.

“Es muy bíblico aplicar la ley, esto se repite muchas veces a lo largo de la Biblia”. Los religiosos de EE.UU. se le echaron encima e incluso le firmaron una carta. El líder religioso Lee B. Spitzer que representa a 5000 congregaciones bautistas dijo.

“Estamos totalmente en desacuerdo con su apropiación errónea del Nuevo Testamento (Romanos capítulo 13) para justificar acciones gubernamentales inhumanas e injustas. Ningún teólogo cristiano responsable aseveraría que Romanos 13, o cualquier otro pasaje de la Biblia, apoya la espantosa separación de niños y niñas de su padre o madre, como estamos presenciando en este momento”.

Es que el fiscal general del Departamento de Justicia, Jeff Sessions, se le ocurrió justificarlo citando la Biblia. ¿A qué momentos está llegando el Gobierno comandado por Trump donde se usa el texto bíblico para justificar la peor atrocidad a un menor, que es lastimarlo en lo que más le duele, además de drogarlo y torturarlo?

¿A qué nivel ha llegado el gobierno de EE.UU. que no puede usar las leyes y el derecho humano sino que tiene que acudir a los designios de Dios asemejándose al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe), que por cumplir la ley que supuestamente es divina, ultraja la vida humana?

En Detrás de la Razón, nosotros preguntamos, los analistas contestan y usted en su casa concluye. Y si la realidad hace lo que quiere, entonces nosotros volveremos a preguntar. Lo importante es detectar las aristas que no nos dicen. El análisis, las preguntas y respuestas a las diez treinta de la noche, desde los estudios de Teherán; Londres, seis y Madrid, siete de la tarde; México, doce del día, y Colombia, una de la tarde.

Por Roberto de la Madrid.

smd/ncl/mkh

sábado, 23 de junio de 2018 22:56
Comentarios