• Detrás de la Razón: Quién ganaría si Estados Unidos y Europa le declaran la guerra a Rusia ¿y Trump?

Las cosas están en ebullición en el mundo entero. Con las siguientes frases lo esbozo. Más de 20 países se unen a Estados Unidos y el Reino Unido contra Rusia. Hacen la expulsión de diplomáticos rusos más grande de toda la historia.

Es la primera vez que se usa un arma química militar en Europa, desde la Segunda Guerra Mundial. El presidente estadounidense, Donald Trump, tiene desafíos de guerra y tormenta en muchos frentes: China, la investigación interna sobre presunta injerencia rusa, Corea del Norte, Irán, el comercio, y ahora Rusia.

Este es el momento más peligroso en la historia moderna de Estados Unidos, publica Charles M. Blow en el diario estadounidense The New York Times. Y no sólo Washington, agrego yo, Rusia también está bajo una gran presión ya que su economía no es la de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), que además enfrenta ahora la animadversión de 23 países de manera formal.

Se exhibe así la gran fractura que hay entre Occidente y Rusia la del presidente Vladimir Putin. Y por eso, la lectura si la hacemos al revés, podamos comprender más la situación.

El caso de Serguéi Skripal, exagente doble ruso y ahora ciudadano británico, grave en el hospital junto con su hija por envenenamiento de agente neurotóxico, no fue lo que detonó el problema, sino es lo que deja ver el iceberg. Quien lo haya planeado sabía que el mundo se iba a mover.

Atentar contra una persona no era el objetivo, sino el símbolo de un arma química en Europa. Y las cosas se están moviendo, más de 100 diplomáticos rusos echados como intrusos que no fueron invitados a la fiesta.

Theresa May, la primera ministra del Reino Unido, dijo dos frases que quizá hagan historia: “El régimen del presidente Putin está llevando a cabo actos de agresión contra nuestros valores e intereses compartidos dentro de nuestro continente y más allá... Y como una democracia europea soberana, el Reino Unido estará hombro con hombro con la Unión Europea (UE) y con la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) para enfrentar estas amenazas juntas.”

Declaraciones preocupantes, porque lo primero suena a propaganda, pero lo segundo, mencionar la OTAN, provoca la interrogación, para qué incluirla si es un organismo militar. Y si dice que están siendo atacados sus valores, es como decir, lo más preciado, su dignidad.

La respuesta de Rusia también es preocupante: “Responderemos, no lo duden, nadie quiere aguantar groserías como esas, y nosotros tampoco las soportaremos”, sentencia Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia.

¿Cuál será la venganza? los rusos no juegan. Hoy preguntaremos por la causa de todo esto que estamos viendo, pero lo que sigue es lo que debe preocupar. El Reino Unido alega que fue una substancia de grado militar que se usó en la extinta URSS, y que con otras informaciones de inteligencia, todo apunta a Rusia.

Rusia acusa al Reino Unido de no mostrar evidencia clara ni abrirles la investigación. Por eso mismo, dice el equipo del presidente Putin contestará a la expulsión de rusos, país por país, revisando caso por caso.

¿Estamos en la Guerra Fría de nuevo, o en algo peor? ¿Hacia dónde nos llevará toda esta ola de violencia que ya pasó de las declaraciones a hechos reales, como ver de regreso a sus casas a las misiones diplomáticas? ¿Hacia dónde quiere que vayan las cosas Donald Trump -que lo peor es que parece que ni sabe?

Lo más extraño es que Trump, que autorizó echar a 60 rusos, evita criticar a Putin, la semana pasada cuando lo llamó ni letra le dijo del caso del envenenamiento, pero sí unas buenas felicitaciones por su victoria en las elecciones presidenciales. Las paradojas de este mundo que esconden muchas cosas de la política.

Por: Roberto de la Madrid.

xsh/rha/rba

martes, 27 de marzo de 2018 23:47
Comentarios