• Detrás de la Razón: ¿Por qué el dólar de Trump se fortalece ante la libra del Reino Unido?

Tan grande es el caos en el Reino Unido que el precio de la libra esterlina cae porque no se ponen de acuerdo dentro del Gobierno británico.

Un galimatías que podría llevar a un golpe para quitar de su puesto a la primera ministra británica, Theresa May, ya sea por moción o haciendo que dimita. ¿Cómo se explica esto? Muy fácil y muy cómico. Cómo se resuelve, ahí si nadie sabe. Se trata de la lucha entre los que defienden el Brexit y los que también defienden el Brexit-bueno, eso dicen. Más simplificado: entre los que quieren un Brexit duro y los que quieren uno suave.

Es decir, lo que quieren un divorcio duro, donde no vuelvas a saber de la pareja jamás, y los que quieren ciertos derechos, como divorciarse pero quedar como amigos. Así, de un lado están los que odian a la Unión Europea (UE), los euroescépticos o eurófobos, y del otro lado los suaves. Entre los suaves esta la señora May, que además tiene los días contados para presentarle a la UE cómo va a quedar la parejita una vez disuelto el matrimonio.

May, parece que no quiere dejar la unión de la Unión Europea, o quizá tenga miedo de que el Reino se quede solito. Por ello presentó un plan, suave para no divorciarse tanto de los europeos. En él el Reino Unido y la UE tendrían un “libro de normas común” para el comercio de bienes y agricultura; habría una especie de zona de libre comercio para el intercambio, Londres recaudaría los impuestos en nombre de la UE, y reembolsaría lo que sobre a las compañías británicas si las mercancías se quedan en el Reino.

El plan de May promete que pondrá fin a la libre circulación de ciudadanos europeos dentro del Reino Unido, pero establece que los europeos podrían seguir viajando al país, y pidiendo permisos de estudio y trabajo.

“Es una propuesta que recobra el control de nuestras fronteras, nuestro dinero y nuestras leyes, pero lo hará de manera que proteja los empleos, nos permita alcanzar nuevos acuerdos comerciales a través de una política comercial independiente y mantenga a nuestra gente segura y nuestra unión”, apunta la primera ministra ante gritos, carcajadas y censuras contra ella de parte de parlamentarios y lores que aunque apoyen o no su propuesta creen que es incapaz para llevar el gobierno, como el líder de los laboristas británicos, Jeremy Corbyn.

Esta propuesta no es bien recibida por los eurófobos, la tachan de basura porque dicen que somete al Reino Unido peor que antes, porque ahora dependerían de leyes en las que ni siquiera participaron.

“La oferta inicial de nuestras negociaciones supone aceptar que de hecho no vamos a poder hacer nuestras propias leyes... En este sentido realmente vamos camino del estatus de colonia”, afirma Boris Johnson, hasta hace unas horas secretario de Asuntos Exteriores del Reino Unido, quien renunció con carta y desplante a Downing Street 10, así llamada la calle donde está, y la oficina y residencia del primer ministro, hoy ministra.

Los eurófobos aseguran que serán lacayos de la Unión Europea porque se someterán a sus reglas: “Me preocupa que lo que haga la UE sea simplemente tomar lo que hemos ofrecido y luego pedir más o esperar por más, y creo que tiene que haber un momento en que nos pongamos más difíciles con ellos y este debería ser el momento”, apunta David Davis, ministro británico para el Brexit, hasta hace unas horas porque también renunció.

¿Qué le depara al Reino Unido, sólo o con la UE ante un mundo de comercio caótico por el proteccionismo del presidente de EE.UU., Donald Trump? ¿Caerá el Gobierno británico?

En “Detrás de la Razón”, nosotros preguntamos, los analistas contestan y usted en su casa concluye. Y si la realidad hace lo que quiere, entonces nosotros volveremos a preguntar. Lo importante es detectar las aristas que no nos dicen.

El análisis, las preguntas y respuestas a las diez treinta de la noche, desde los estudios de Teherán; Londres, seis y Madrid, siete de la tarde; México, y Colombia, una de la tarde.

Por: Roberto de la Madrid.

mhn/ncl/hnb

martes, 10 de julio de 2018 20:37
Commentarios