• Detrás de la Razón: Estados Unidos fracasa en los diálogos de paz con Talibán
martes, 10 de septiembre de 2019 20:19

El 11 de septiembre de 2001, los ataques contra las Torres Gemelas de Nueva York (EE.UU.) mataron a casi 3000 personas.

Osama Bin Laden, antiguo líder del grupo terrorista Al-Qaeda, fue rápidamente identificado como el responsable. Los Talibán, que protegían a Bin Laden, se negaron a entregarlo. Un mes después del 11-S, Estados Unidos lanzó una ofensiva que comenzó con ataques aéreos sobre Afganistán. Desde este hecho ya han pasado 18 años, la guerra más larga en la historia estadounidense.

Las cifras de la guerra

El Gobierno del presidente afgano, Mohamad Ashraf Ghani, publicó en enero de 2019 que desde 2014 a la fecha han fallecido 45 000 fuerzas de seguridad.

Los datos arrojan que desde 2001, cuando inició el conflicto 3 mil 500 miembros de las fuerzas de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN) han muerto, 2300 de ellos estadounidenses.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) cifró en 32 mil la cantidad de civiles muertos y el  Instituto Watson de Asuntos Internacionales y Públicos de la Universidad Brown (EE.UU.) estima en 42 mil insurgentes muertos.

Y Cuando parecía que se iba a cerrar un acuerdo histórico entre EE.UU. y los Talibán acerca de la guerra en Afganistán, todo quedó en el aire, luego que el 7 de septiembre el presidente estadounidense, Donald Trump, decidiera suspender las negociaciones con los Talibán, después de que 12 personas entre ellos, un militar estadounidense, murieran en un atentado perpetrado por el grupo armado en Kabul (capital afgana).

Trump anuló también una reunión que iba a mantener “en secreto” y de forma separada con el presidente Ghani, y “los principales líderes Talibán” en Camp David. Luego de esto los Talibán advirtieron que la suspensión de diálogos de paz prolongará la pérdida de vidas a raíz de los diálogos fracasados.

Por: Osvaldo Canales

fdd/nii/

Comentarios