• Una crisis en la que el otro campo de batalla es… nuestras mentes | El Frasco, medios sin cura
sábado, 26 de febrero de 2022 9:18

Eduardo Galeano decía: “Las guerras se venden mintiendo, como se venden los autos”. Y los medios dominantes hasta parecen haber buscado una guerra entre la OTAN y Rusia a lo largo de las últimas semanas.

Ante la embestida mediática, el propio Putin ha advertido: “Hay mucha desinformación. Reaccionar constantemente a ella le costaría caro a uno”.

Y como hasta ahora han fracasado los vaticinios, hay medios que suben la apuesta y ya se aventuran a mencionar los planes del “malévolo zar” Putin hacia el futuro en toda Europa.

Pero todo parece reflejar aquel axioma que cada vez se vuelve más certero: “No se trata de quién tiene más balas, sino de quién controla la información”.
En ese sentido, los analistas advierten: “Estamos en el medio de una guerra psicológica, una guerra informativa”.

De hecho, un portal estadounidense ha revelado que “EEUU destinó $22 millones para guerra blanda antirrusa en Ucrania”. En este tipo de “guerras”, también llamadas de “cuarta generación”, el campo de batalla es la moral ciudadana y la mente de la audiencia, advierte un doctor en Lingüística.

Mientras tanto, Biden pone manos a la obra para llevar a cabo un descarado robo a los activos del pueblo afgano y la prensa afín lo ayuda a disfrazarlo como un “gesto humanitario”.

Por otro lado, una investigación en Argentina reveló algo muy grave: El gobierno de Macri habría estado vinculado con un proyecto para invadir Venezuela.
Allí nos comunicamos con Francisco González, coordinador del Instituto Regional y abogado con máster en Integración Latinoamericana, para desentrañar todo lo referido a un tema que involucra a toda la región.

fmd/ncl/mrg

Comentarios