• Detrás de la Razón - Barcelona vs. Madrid: la guerra de Independencia de España
domingo, 1 de octubre de 2017 21:53

Hay un problema grave, que cuestiona el estado de derecho. Unos dicen que el referéndum es ilegal, que la autodeterminación de los catalanes no puede acontecer.

Por otro parte, otros dicen que no solo es legal sino que es su derecho, su derecho universal de decidir si pertenecen o no a España. Ambos bandos dicen que han ganado, incluso desde antes del referéndum.

El presidente de Gobierno español, Mariano Rajoy, desde Madrid (capital de España), dijo que la ley española ha ganado y líder de Cataluña, Carles Puigdemont, desde Barcelona, que el espíritu catalán se ha impuesto sobre el Gobierno de España.

Pero mire, cuando tenemos dos Estados dentro de un Estado, cuando tenemos dos ambiciones muy definidas y fuertes, dentro de un Estado. Cuando tenemos la idea de dos países dentro de un país. Las cosas, sin lugar a dudas, están graves.

Pero están aun más graves, cuando estas ideas se ponen en práctica; a un pasito de la muerte está el encuentro Barcelona contra Madrid, o Madrid contra Barcelona, como usted lo quiera ver: 465 heridos para empezar, cifra el Govern catalán, cifra que seguramente irá cambiando.

Heridos que significan muchas cosas. Que el poder de la razón, el diálogo y la confianza se hundió ante el poder de la sinrazón, la imposición y la negación. El "sí" contra el "no", el Gobierno anclado en Madrid contra el que reside en Barcelona; se han cambiado a los jugadores de fútbol, por los actores políticos, el balón son los empujones, y quién sabe quién sea el árbitro, porque en lugar de silbatazos hay violencia física, y que no meta gol nadie porque habrá muerte.

El público -y aquí viene lo más importante y sorprendente-, el público en el partido, sigue siendo el mismo público en el referéndum. El pueblo a la expectativa de cómo los jugadores políticos se roban el balón, apelando a que representan a los hinchas, cuando en realidad quizá representen otros intereses que no tienen nada que ver con el bienestar del pueblo, pero que es usado para que haya pasión en el estadio, hoy, en las calles y en los centros de votación.

Miles por el no a la independencia, miles por el sí a la independencia. El asunto es que en este partido, la realidad no es virtual o lúdica como la del fútbol, ni los goles son un balón. En cada jugada se arrastran conciencias, gente, estabilidad económica, política y bienestar social. La pregunta, ¿todos los actores estarán conscientes de esto?

¿Por qué en vez de denunciar la simpatía por el no o por el sí, no se denuncia la incapacidad de los políticos de no llevar al diálogo y a la negociación el dilema, y sí llevarlo a la violencia y al caos callejero para resolver la tendencia política? ¿Quién tiene razón en la independencia catalana? ¿Es ilegal el referéndum o es un derecho universal?

Preguntemos. En Detrás de la Razón: los analistas contestan y usted en su casa concluye y si la realidad hace lo que quiere, entonces nosotros volveremos a preguntar. Lo importante es descubrir los ángulos que no dicen los Gobiernos ni los medios de comunicación. El análisis, las preguntas y respuestas a las nueve treinta de la noche, desde los estudios de Teherán; Londres, siete y Madrid, ocho de la tarde; México y Colombia, una de la tarde.

Por Roberto de la Madrid

smd/rha/mkh

Comentarios