• Cámara al Hombro - El resurgir del campesinado en Colombia
miércoles, 14 de septiembre de 2016 4:03

La guerra sin par que ha envuelto a Colombia por más de 50 años, llenó de desilusión al campesinado que la cultivaba.

En la mente de los labriegos estuvo siempre la duda de retornar a sus parcelas de donde fueron despojados y desplazados.

Ahora la realidad en muchos territorios de esta geografía es diferente, tal es el caso de los Montes de María donde los campesinos están en el plan de retornar a sus parcelas y hacer lo que más les gusta, labrar la tierra.

Montes de María es una de las mejores tierras para el cultivo en toda Colombia y sus montañas fueron testigos de la guerra que se vivió por todos los grupos armados que actuaban en la zona.

Para los que vivieron las muertes, desapariciones y demás atrocidades es duro recordar ese episodio. Pero su realidad viene cambiando, ya no se oye el ensordecedor ruido de los fusiles y vienen retornando con sus familias a estas tierras.

Las instituciones públicas les vienen organizando unos mercados campesinos para que den a conocer su producto y tengan una forma más práctica en venderlos.

Los funcionarios públicos le apuestan al trabajo colectivo y mancomunado entre comunidades y estado porque son conscientes que es la única forma de conseguir una paz integral en las regiones.

Un problema latente el cual es uno de los más complicados y no solo en los Montes de María, es el derecho de garantizarle el regreso de la tierra a los campesinos que fueron desplazados. El Estado viene haciendo esa tarea con muchas quejas.

Otro factor que contribuiría con la paz en las comunidades es crear una política de estado que fomente o promocione la creación de empresas para que no haya mucha gente desempleada.

Pese a estas y muchas más dificultades para el campesino de estas montañas, el regreso a sus tierras es lo que más le llena de regocijo, porque ellas son su vida.

La década de los 90 fue la década donde el conflicto armado colombiano hizo su mayor presencia en la costa norte de este país, donde confluyeron guerrillas, paramilitares y la fuerza institucional de Colombia.

Actualmente el campesinado y la población en general, están muy expectantes por los años que se van a venir, pues se está conformando una paz integral para toda esta región.

Álvaro Altamiranda, Montes de María.

xsh/ktg/hnb

Comentarios