• El canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, habla en Caracas, 12 de agosto de 2017.
Publicada: jueves, 31 de agosto de 2017 0:38
Actualizada: jueves, 31 de agosto de 2017 2:23

Venezuela pidió el miércoles a Colombia que ‘deje de provocar’ a sus militares para generar un incidente fronterizo.

"Le pedimos al Gobierno de Colombia que cese en las provocaciones con falsos positivos para que nuestra Fuerza Armada reaccione de alguna manera", dijo el canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, en referencia a la denuncia que hiciera Bogotá asegurando que una veintena de militares venezolanos irrumpió en el poblado limítrofe de Paraguachón el pasado fin de semana.

La Cancillería venezolana entregó el martes una nota de protesta al encargado de negocios de Colombia en Caracas (capital venezolana), Germán Castañeda, por "falsas acusaciones" contra la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) perteneciente a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), a la que se le acusa de haber ingresado a territorio colombiano.

Este hecho tensó aun más la relación bilateral, deteriorada a raíz de la instalación, a inicios de agosto, de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) que impulsó el presidente venezolano, Nicolás Maduro, y que rige Venezuela con poderes absolutos.

Le pedimos al Gobierno de Colombia que cese en las provocaciones con falsos positivos para que nuestra Fuerza Armada reaccione de alguna manera", dijo el canciller de Venezuela, Jorge Arreaza.

 

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, que desconoce ese órgano al igual que varios gobiernos de la región, acusa a Maduro de instaurar una “dictadura” y no descarta romper relaciones.

El canciller venezolano lamentó que Santos mantenga la tensión en las relaciones con Venezuela, pese a que Maduro, al igual que su antecesor, el fallecido presidente Hugo Chávez, sacrificó “hasta con costo político muchas cosas para la paz en Colombia”.

“Qué lamentable que el presidente de Colombia, a quien conocemos y tenemos mucho respeto, diga que en Colombia hay una democracia y en Venezuela una dictadura”, criticó Arreaza.

En medio de las tensiones generadas, el mandatario colombiano otorgó protección y ofreció asilo a la ex fiscal general venezolana Luisa Ortega Díaz, quien huyó de Venezuela denunciando una “persecución política”. Maduro sostiene que Bogotá es el centro de una conspiración para derrocarlo, alentada por Estados Unidos y sus opositores.

lvs/anz/krd/rba

Comentarios