• El presidente de Turquía Recep Tayyip Erdogan (izda) es recibido por el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en el Consejo Europeo en Bruselas (Belgica), 5 de octubre 2015.
Publicada: lunes, 5 de octubre de 2015 19:24

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha asegurado que Ankara está dispuesta a cooperar con la Unión Europea (UE) para atajar la crisis de los refugiados.

"Estamos abiertos a todo tipo de cooperación en esta área con la Unión Europea, (Turquía) más de cuatro años abriendo sus puertas a toda esta gente que ha huido del conflicto en Siria e Irak", ha afirmado este lunes Erdogan en una rueda de prensa tras su reunión con el presidente del Consejo Europeo (CE), Donald Tusk.

Estamos abiertos a todo tipo de cooperación en esta área con la Unión Europea, (Turquía) más de cuatro años abriendo sus puertas a toda esta gente que ha huido del conflicto en Siria e Irak", ha afirmado el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.

Erdogan ha añadido que Turquía hasta ahora ha acogido a 2,2 millones de refugiados sirios y 300.000 de Irak frente a los "alrededor de 250.000" que hay en toda Europa; algo que demuestra que Turquía es "un país seguro" de origen.

En este sentido, ha resaltado que Ankara no ha hecho ninguna discriminación, mandado a los solicitantes de asilo a otros países, en referencia clara a Hungría o Eslovaquia que han rechazado aceptar a refugiados musulmanes en el marco de un sistema de cuotas.

También, ha recordado que los servicios de guardacostas turcos han "salvado a cerca de 60.000" personas en lo que va de año en el mar Egeo y el Mediterráneo.

Ha detallado que su país se ha gastado 7800 millones de dólares en la acogida de refugiados, cuando apenas ha recibido 417 millones de dólares de ayuda externa para ello.

Un campo de refugiados en Turquía.

 

En esta línea, la Comisión Europa (CE) ha ofrecido redirigir hasta 1000 millones de euros de ayudas ya previstas para Turquía a fin de hacer frente a la crisis de los refugiados, aunque Ankara ha rechazado que se "reasignen" las ayudas contempladas para otros proyectos y ha reclamado a la UE "más financiación".

"La situación de cientos de miles de personas que están huyendo a la UE, vía Turquía debe pararse y no podemos hacerlo nosotros solos, necesitamos a la parte turca, el refuerzo de la cooperación beneficiará a ambas partes", ha defendido Tusk en compañía del presidente Erdogan.

Así mismo, el dirigente europeo ha puntualizado que Ankara debe estar igualmente dispuesta a actuar, pues Europa quiere una solución real a esta crisis que es muy real y ha subrayado que hay que respetar las normas y los acuerdos, incluidos los acuerdos de readmisión (de inmigrantes indocumentados) y de fronterizos con los países de la UE.

Unos 400.000 niños refugiados sirios radicados en Turquía no reciben ningún tipo de educación, ya que el sistema educativo de ese país no cuenta con la capacidad suficiente para absorber tal cantidad de alumnos.

Como consecuencia de los conflictos, cientos de miles de sirios han llegado a Turquía o han cruzado este país para pisar Europa en busca de un refugio seguro. Solo en lo que va del año (2015) cerca de 3000 personas han muerto en el mar cuando se encaminaban al bloque comunitario.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) prevé que 700.000 refugiados, entre ellos una gran parte de Siria e Irak, lleguen a Europa hasta finales de año e incluso un mayor número en 2016.

Mientras el Occidente sigue debatiendo cómo lidiar con el flujo de personas que tratan de alojarse en sus países, los expertos analizan las causas de este repentino movimiento de población, mayormente procedente de suelo turco.

krd/ctl/nal