• El cadáver de un primate encontrado en un parque de Rio de Janeiro, Brasil.
Publicada: domingo, 11 de febrero de 2018 16:09

El miedo a ser infectados por la fiebre amarilla ha desatado una matanza masiva de monos en la ciudad brasileña de Rio de Janeiro, por considerarlos, erróneamente, portadores del virus, a pesar de ser la mejor defensa contra la enfermedad, según las autoridades.

Hasta el momento se han reportado 238 monos muertos, de acuerdo con la información brindada por los servicios sanitarios de Brasil. El informe indica que el 69 % de los primates presentaba señales de agresión humana, ya sea por apaleamiento o envenenamiento.

Es de señalar que el último brote de fiebre amarilla en este estado brasileño ha causado la muerte de 25 personas desde inicios de enero del presente año.

“La gente tiene que entender que el transmisor de la fiebre amarilla es el mosquito. El mono es una víctima. Y si no hay monos en la naturaleza, los mosquitos buscarán al hombre para alimentarse”, explica la jefa de la Unidad de Medicina Veterinaria Jorge Vaitsman, Fabiana Lucena.

Los cuerpos de los primates que llegan al laboratorio fueron hallados en la vía pública, a veces en plena ciudad. La alcaldía habilitó un número de teléfono para que la población señale la aparición de cadáveres, a fin de que los servicios sanitarios puedan retirarlos.

Aedes aegypti, el mosquito que transmite la fiebre amarilla.

 

lvs/anz/aaf/hnb

Comentarios