• El embajador de Siria ante las Naciones Unidas, Bashar al-Yafari.
Publicada: viernes, 20 de noviembre de 2015 18:16

El embajador de Siria ante las Naciones Unidas, Bashar al-Yafari, afirma que Arabia Saudí no tiene legitimidad para hablar de derechos humanos en Siria.

En un discurso ofrecido el jueves en la sede neoyorquina de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Al-Yafari criticó a Arabia Saudí por presentar un proyecto de resolución sobre "la situación de los derechos humanos en Siria", y declaró que "Riad es el último que pude hablar de los derechos humanos, dadas las muchas pruebas de que el régimen de los Al Saud reprime a sus propios ciudadanos".

Al-Yafari se preguntó cómo es posible que un país que no es miembro de Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos presente un proyecto de resolución contra un país (Siria) que es miembro del convenio desde 1969.

Además, el embajador sirio reiteró el compromiso de su país de respetar los derechos legítimos del pueblo sirio, de acuerdo con los principios de la ley internacional y la Carta de la ONU.

El diplomático sirio denunció la responsabilidad de Arabia Saudí en la escalada terrorista que vive el país desde hace cerca de cinco años, a través de su apoyo a organizaciones terroristas wahabíes que violan los derechos humanos en territorio sirio y, recientemente, en varias capitales del mundo.

El pasado martes, Bashar al-Yafari describió a Arabia Saudí como la principal arteria que proporciona el "elixir de la vida" al terrorismo.

Un grupo de integrantes de EIIL en Siria.

 

El año pasado, el representante permanente de Siria ante la ONU reveló ya la conspiración de Arabia Saudí para enviar terroristas a su país.

Cuatro años y medio de conflictos protagonizados por los grupos terroristas en el país árabe han dejado más de 250.000 muertos, según datos publicados por el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), con sede en Londres (capital británica).

mkh/mla/hnb