• Soldados del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) durante un desfile en los suburbios del sur de Beirut, capital libanesa.
Publicada: jueves, 21 de septiembre de 2017 0:09

Un oficial del movimiento Hezbolá asegura que dicho grupo tiene desplegados unos 10.000 soldados en los altos de Golán sirios.

Un oficial del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), citado este miércoles por la página web Middle East Eye (MEE), informa del despliegue de cerca de 10 mil integrantes de este grupo en los altos de Golán sirios y a escasos kilómetros de los territorios ocupados.

“Hezbolá tiene más de 10.000 combatientes desplegados en el sur de Siria. Hezbolá es un Ejército de infantería, cohetes, tanques y fuerzas de élite. Estamos activos [en los altos de Golán sirios] del mismo modo que lo estamos en el sur de El Líbano pero, por supuesto, de un modo más clandestino”, ha dicho el oficial, quien ha optado por el anonimato.

Del mismo modo ha afirmado que los combatientes de Hezbolá en los altos de Golán se están atrincherando y crean redes de túneles y fábricas de misiles para prepararse a responder ante posibles ofensivas del régimen de Israel en su contra.

Según el citado oficial, el plan de desescalada acordado por Rusia y Estados Unidos el 7 de julio —que prevé la creación de zona de desescalada en las regiones de Daraa, Al-Quneitra y Al-Sweida (suroeste de Siria)— ha facilitado bastante el despliegue masivo de Hezbolá en los altos de Golán sirios.

“El plan de desescalada nos beneficia a nosotros. Estamos operando con más libertad y no hay más ataques aéreos contra nuestras posiciones”, ha dicho.

Hezbolá tiene más de 10.000 combatientes desplegados en el sur de Siria. Hezbolá es un Ejército de infantería, cohetes, tanques y fuerzas de élite. Estamos activos [en los altos de Golán sirios] del mismo modo que lo estamos en el sur de El Líbano pero, por supuesto, de un modo más clandestino”, ha dicho un oficial de Hezbolá citado por Middle East Eye.

 

Desde un principio el régimen de Israel, por temor a la presencia de Hezbolá cerca de las zonas que ocupa en los altos de Golán, se opuso al plan acordado por Washington y Moscú, y las autoridades israelíes afirmaron que habrían preferido que haya presencia militar estadounidense en las zonas de alto el fuego en vez de presencia de tropas rusas.

Sin embargo, Washington no ha mostrado interés en mezclarse en esa zona, de tal modo que Rusia se ha encargado de vigilar el régimen del cese el fuego en esa área.

La creciente presencia de los combatientes de dicho movimiento de resistencia preocupa de manera significativa al régimen de Tel Aviv y sus responsables militares que temen que, en caso de una futura guerra con Hezbolá, podrían llegar a ser obligados a enfrentarse a este grupo de resistencia desde al menos dos frentes.

hgn/rha/mnz/rba

Comentarios